Lesiones musculares: Distensión de los músculos del cuádriceps

Aunque es una lesión común, un músculo distendido (que se ha estirado de más) puede ser debilitante y muy doloroso para los atletas y también para los entusiastas del ejercicio. Las lesiones en el grupo muscular del cuádriceps suceden mucho en los corredores y no es raro que necesiten meses para sanar. Si has sufrido una distensión en esta zona, debes saber que siguiendo algunas medidas simples y teniendo un poco de paciencia, podrás recuperarte sin necesidad de esperar más de lo suficiente.

Identificación

Son cuatro los músculos separados que constituyen el grupo muscular del cuádriceps, explica el recurso de fisioterapia en línea PhysioRoom.com. Estos incluyen el recto femoral, el vasto lateral, el vasto intermedio y el vasto interno. Los anteriores músculos son responsables del estiramiento de la articulación de la rodilla. Es común que una distensión o desgarro leve ocurra en cualquiera de estos músculos debido al ejercicio -como correr, patear una pelota con demasiada fuerza o realizar una de prensa de piernas (leg press) con mucho peso- sin el calentamiento adecuado.

Efectos

InteliHealth clasifica una distensión o desgarre de un músculo del cuádriceps de acuerdo a distintos grados de severidad. En una distensión de Grado 1, el daño se limita a unas cuantas fibras musculares que se han estirado de más o se han desgarrado completamente. En estos casos el músculo estará sensible y se inflamará, pero no perderá la fuerza. En una distensión de Grado 2, habrá más fibras musculares perjudicadas, por lo que habrá una pérdida significativa de la fuerza, así como hinchazón, hematomas temporales y un dolor más intenso. Una distensión de Grado 3 presenta una ruptura total de uno o más músculos del grupo del cuádriceps. Estas son lesiones graves que generan la pérdida total de la función muscular, así como dolor intenso, hinchazón y cierta decoloración considerable. Los síntomas de una distensión de Grado 1 y 2, normalmente se disipan por completo después de ocho semanas o menos. Los síntomas de un lesión de Grado 3 pueden durar hasta que el músculo se hace reparar quirúrgicamente.

Tratamiento

De acuerdo con Sportsinjuryclinic.net, aquellos con una lesión del cuádriceps de Grado 1 deben utilizar el método RHCE -reposo, aplicación de hielo, compresión y elevación- durante el primer día, además de aplicar compresas frías en el músculo cada dos o tres horas. Sportsinjuryclinic.net recomienda utilizar un vendaje de compresión hasta que el dolor se desaparezca y descansar totalmente durante un mínimo de 72 horas antes de volver al entrenamiento ligero. Para las lesiones de Grado 2, emplea el método RHCE y utiliza compresas frías cada dos o tres horas durante los dos primeros días; además, usa vendaje de compresión y visita a un fisioterapeuta o especialista en lesiones deportivas. Descansa con las piernas elevadas hasta que el médico te diga que puedes comenzar a entrenar. Las lesiones de Grado 3 requieren cirugía.

Prevención/Solución

Las distensiones de los músculos del cuadríceps son lesiones que se pueden evitar fácilmente, explica IntelHealth. Realizar una rutina de calentamiento adecuada antes de participar en deportes de contacto como el fútbol, hockey o el atletismo es esencial. InteliHealth recomienda implementar un programa de ejercicios destinados a estirar y a fortalecer los músculos de las piernas. Los estiramientos suaves como los que se realizan en el yoga mantendrán tus músculos ágiles y libres de lesiones. Adicionalmente, puedes incrementar la intensidad de tu programa de ejercicio gradualmente. Recuerda que presionarte demasiado a menudo genera lesiones innecesarias.

Advertencia

Lo último que muchos atletas y aficionados al ejercicio quieren, es dejar su entrenamiento por un tiempo no determinado. Sin embargo, los músculos del cuadríceps que se han lesionado y sobrecargado exigen descanso. Incluso una rutina de entrenamiento ligera puede hacer fácilmente que una lesión muscular de Grado 1 se convierta en una de Grado 2; o peor aún, que de un grado 2 pases a un grado 3, lo que pondrá fin a tu entrenamiento por completo durante un buen tiempo. Habla con tu médico o profesional de la salud antes de volver a ejercitarte si has tenido una distensión del cuádriceps recientemente.

Más galerías de fotos



Escrito por emma cale | Traducido por pei pei