Lecciones de cocina para adolescentes

Tomarse el tiempo para darle al adolescente unas lecciones básicas de cocina te asegurará que no está viviendo en una dieta constante de fideos para microondas y pizza congelada una vez que sale de casa. Tu hijo no tiene que ser capaz de hacer una fiesta de acción de gracias para toda la familia, pero debe ser capaz de preparar comidas sencillas con un mínimo esfuerzo.

Seguridad Alimentaria

Nadie quiere una intoxicación alimenticia después de comer una comida que prepara, por lo que los fundamentos de la seguridad alimenticia deben ser una de las primeras cosas que hagas con tu hijo. Los adolescentes deben saber refrigerar los alimentos perecederos dentro de las dos horas, nunca descongelar carne en el mostrador y usar tablas de cortar la carne y demás productos. Explícale la importancia de lavarse las manos con agua y jabón antes y mientras esta cocinando. Demuéstrale cómo limpiar las superficies y los utensilios exhaustivamente para evitar la propagación de gérmenes.

Habilidades básicas de cocina

Las habilidades básicas que un adolescente necesita para tener éxito en la cocina incluyen saber cómo medir con precisión los ingredientes líquidos y secos, saber con seguridad pelar y picar frutas y verduras, y ser capaz de entender los términos comunes de cocina, tales como freír, hervir y saltear. Si tu hijo aún no entiende estos fundamentos de cocina, es buena idea revisar y demostrarle los conceptos básicos antes de intentar cocinar las comidas reales.

Recetas fáciles

Deja que los intereses personales de su adolescencia le guíen en la selección de recetas para cocinar juntos. Si tu hijo quiere aprender cómo hacer un plato que es un favorito de la familia desde hace mucho tiempo, este es un buen momento para comenzar sus clases de cocina. Asar a la parrilla los filetes y las hamburguesas pueden ser atractivos para un muchacho adolescente que quiere aprender a cocinar para los amigos que invitó a ver el partido. Tu hija que es consciente de la salud puede disfrutar de aprender cómo hacer salteados o cómo batir su propio aderezo hecho en casa. Hornear galletas o brownies podrían proporcionar la introducción sencilla de cocinar para un adolescente que es nuevo en la cocina. Si tu hijo tiene alguna preferencia por alimentos sólidos, el sitio AllRecipes tiene una función de búsqueda que le permite buscar esas recetas a utilizar o evitar y los ingredientes específicos.

Substituciones de recetas

Después de que tu jóven pueda seguir fácilmente una receta, considera enseñarle algunas substituciones en recetas comunes. Cuando ella está viviendo por su cuenta y trabaja con un presupuesto limitado, saber qué ingredientes pueden ser substituidos en una receta le ayudará a ahorrar dinero. Por ejemplo,el joven puede substituir 1/4 de cucharadita de bicarbonato de soda, por 1/4 cucharadita de maizena y 1/2 cucharadita de crema de tártara por 1 cucharadita de polvo para hornear o substituir 1 taza de agua hirviendo por 1 cucharadita de caldo de pollo o carne de res instantáneos en gránulos o 1 taza de caldo.

Búsqueda de cursos de cocina formales

La mayoría de los padres enseñan a sus hijos a cocinar en casa, pero las lecciones formales a veces pueden ser útiles. Si no te sientes cómodo con tus propias habilidades en la cocina, busca clases a través de un supermercado local, centro de recreación o colegio comunitario que el adolescente y tú puedan tomar juntos. Los adolescentes que están considerando una carrera como cocineros pueden disfrutar participando en un campamento de cocina especializada que se centra en la cocina gourmet durante los meses de verano.

Más galerías de fotos



Escrito por dana hinders | Traducido por sandra magali chávez esqueda