Cómo hacer jugo de coles de Bruselas

Escrito por Raginee Edwards | Traducido por Susana López Millot
Agregar jugo de coles de Bruselas a tu dieta puede mejorar su sistema inmune.
Stockbyte/Stockbyte/Getty Images

Las coles de Bruselas se identifican a veces con esos alimentos que los padres fuerzan a sus hijos a comer. Desde el punto de vista de la salud, al menos, comerlas o consumir su jugo vale la pena. Las coles de Bruselas son parte de la familia de las crucíferas, que incluye al brócoli y al repollo. Estas verduras son conocidas por sus propiedades anti cancerígenas y para mejorar la inmunidad, según JuicingBook.com. Son una buena fuente de calcio, azufre, potasio y vitaminas A yB-1. Sin embargo, contienen menos calcio y vitamina A que el brócoli.

Elige coles de Bruselas con hojas color verde opaco que no tengan zonas marchitas. Retira la capa exterior si están amarillas o en mal estado.

Lava habían las coles de Bruselas. Córtalas para que quepan en la juguera. Estas suelen tener una abertura más pequeña que las centrifugadoras, pero son mejores para hacer jugo de verduras y de hierbas.

Coloca las piezas de coles de Bruselas en la juguera y empujalas lentamente. Prepara sólo un cuarto de taza de jugo cada vez. Agrega zanahoria u otro jugo que sea más sabroso para hacerlo más fácil de beber.

Bebe el jugo inmediatamente. Dejarlo al aire puede provocar que pierda sus propiedades nutritivas.

Consejo

Lava la juguera inmediatamente después de usarla para evitar el crecimiento de moho.