Jugo de aloe vera para el reflujo infantil

Escrito por Kirstin Hendrickson | Traducido por Katherine Bastidas
El jugo de aloe vera no ayudará con el reflujo infantil.
Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Puedes haber oído que el jugo de aloe vera tiene propiedades curativas, y eso es bueno para el reflujo ácido. Desafortunadamente, no hay evidencia científica que apoye esta idea, ni tienes la seguridad de que el uso de jugo de aloe vera en niños se haya establecido. Debes hablar con el pediatra de tu hijo antes de tomar jugo de aloe vera para tratar cualquier condición.

Reflujo infantil

Los bebés tienen sistemas digestivos muy inmaduros, que es por lo que escupen. La regurgitación es un comportamiento normal de los bebés, pero en algunos niños, la regurgitación es más frecuente, implica un mayor volumen de líquido, y puede ser dolorosa, explica el Dr. Scott Cohen en su libro "Eat, Sleep, Poop". No todos los niños que vomitan tienen reflujo, sin embargo debes pedirle al pediatra de tu hijo que te ayude a determinar si tu bebé realmente tiene reflujo.

Causas del reflujo

La causa de reflujo en cualquier persona, niño o adulto, es un esfínter cardiaco débil o ineficaz. El esfínter cardíaco es un anillo de músculo que separa el estómago y su contenido ácido desde el esófago. En el caso de los lactantes, el esfínter cardíaco carece de suficiente tono muscular para mantener el contenido del estómago en su lugar. En algunos casos, esto puede llevar a que el niño escupa grandes cantidades de leche o de fórmula después de cada comida. El esfínter aumenta el tono muscular con el tiempo, y el reflujo infantil generalmente se resuelve por sí solo.

Jugo de aloe vera

De acuerdo con el Centro Médico de la Universidad de Maryland, el jugo-también llamado látex-de la planta de aloe proviene de las hojas de aloe y tiene propiedades laxantes. El aloe también es un remedio tradicional para las quemaduras causadas por la exposición a superficies calientes o con la exposición excesiva al sol, y algunas investigaciones sugieren que podría ayudar con ciertas condiciones de la piel. Sin embargo, no hay evidencia científica que sugiera que tenga alguna utilidad para ayudar a tratar el reflujo.

Seguridad

No hay suficiente investigación sobre el jugo de aloe vera para justificar su uso en bebés. El centro Médico de la Universidad de Maryland advierte que las mujeres embarazadas y lactantes deben evitarlo y no debes dárselo a los niños. Si tienes alguna pregunta en cuanto a si el jugo de aloe vera podría ser apropiado para tu bebé, habla con tu pediatra. Tu médico también puede ayudarte a identificar los tratamientos más eficaces de reflujo, como las fórmulas infantiles que se espesan al llegar al estómago, lo que ayuda a prevenir el reflujo.