Cómo jugar al béisbol en la lluvia

La clásica rutina de George Carlin sobre el fútbol vs béisbol incluía la observación de que el fútbol continuaba a través de cualquier tipo de clima, pero "en el béisbol, si llueve, no salimos a jugar". De hecho, puedes jugar al béisbol con lluvia leve, siempre y cuando no haga que las condiciones del campo sean peligrosas. Con algunos ajustes puedes acomodar tu juego a las condiciones climáticas desfavorables.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Necesitarás

  • Toallas secas

Instrucciones

  1. Haz tu típica rutina antes del juego. El ex jugador profesional Reese McCulley recomienda prepararse mental y físicamente, como si el juego fuera a jugarse.

  2. Realiza algunos ejercicios adicionales de calentamiento en un área seca antes del partido. Encuentra un lugar seco y haz un poco de estiramiento suave entre las entradas.

  3. Seca tus manos con una toalla antes de cualquier acción. Utiliza un paño pequeño que puedes mantenerse en el bolsillo de tu uniforme para mantener el agua fuera de tus ojos cuando estás en el campo.

  4. Corre de forma más ancha que los giros normales alrededor de las bases para evitar el deslizamiento. Ten en cuenta los pasos adicionales en cualquier decisión de avanzar.

  5. Juega un paso o dos más cerca del bateador si eres un jugador de campo para llegar mejor a las bolas de tierra frenadas por la hierba mojada.

Consejos y advertencias

  • Si ves relámpagos, detén el juego. No vuelvas a jugar hasta que la zona esté libre de rayos por lo menos por 30 minutos, según indica LittleLeague.org.

Más galerías de fotos



Escrito por m.l. rose | Traducido por lucia ayala