Juegos de terapia física para chicos

Los juegos pueden tener lapsos de déficit e atención, así que trabajar con ellos como terapeuta físico puede ser desafiante. Algunos niños no quieren repetir los mismos movimientos o ejercicios de manera continua, así que es importante descubrir una manera de hacer divertida la sesión de terapia física, mientras logras tus metas. Una manera de hacerlo es al convertir los ejercicios de terapia física en juegos.

Videojuegos

Una variedad de videojuegos requieren conciencia espacial y de movimiento para mover a los personajes en la pantalla. La terapia puede tener una reputación de no ser divertida, pero al incorporar juegos, especialmente aquéllos que los niños miran mientras juegan, en la sesión de terapia, harán la sesión más divertida para el niño y alcanzarán las metas más fácilmente. Algunas clínicas crean sus propios juegos, mientras que otras usan videojuegos comerciales. Los juegos populares presentan deportes como golf, béisbol, bowling y boxeo. Esto juegos le dan a los niños el desafío de vencer el juego o al competidor mientras incorpora movimiento real. Los videojuegos pueden ser más beneficiales que jugar al juego real, especialmente en una instalación de rehabilitación, porque elimina el peso de sostener el palo de golf, bate de béisbol, bola de bowling y se enfoca en el movimiento usado por el deporte.

Juegos de balón

Los balones son una modalidad versátil en la clínica de terapia física. Los balones más pequeños, como los de golf o tenis, pueden ser usados para masajear músculos del cuerpo, mientras que los más grandes, como los balones para patear, los balones de baloncesto o fútbol pueden ser usados para desarrollar coordinación mano-ojo en las manos y pies. Puedes lanzar el balón hacia adelante y atrás para ayudar a desarrollar los reflejos de los niños o patear la pelota para desarrollar velocidad, fuerza y coordinación.

Sigue al líder o Simón idice

Los niños tienden a ser aprendices visuales o auditivos, o una combinación de ambas. Dependiendo del niño, puedes elegir un juego como Sigue al Líder o Simón Dice para incorporar movimiento y terapia de un modo divertido. Sigue al Líder está hecho para aprendices visuales o niños que participan más contigo en un nivel equitativo. Simón Dice es mejor para niños que son aprendices auditivos o que trabajan mejor al verte como una figura de autoridad. Cualquiera de los ejercicios te permitirá decirle o mostrarle al niño lo que quieres que hagan, y luego permitir que realice el movimiento por su cuenta.

Pista de obstáculos

Los niños tienden a aburrirse con repeticiones, así que es importante mantener variada la sesión de terapia. Una manera de incorporar varios ejercicios o usar el mismo grupo muscular de diferentes maneras es colocar una pista de obstáculos. Las diferentes pistas pueden ser armadas para chicos con dificultades físicas diferentes. Por ejemplo, si tienes un paciente que necesita aumentar la fuerza en las piernas, puedes elegir hacer una pista que incluya saltos de rana, sentarse en un scooter y empujarse con las piernas, brincar o correr una distancia establecida y realizar saltos laterales a través de conos. Si tienes un paciente que trabaja en el balance o coordinación, puedes armar una pista que incluya una viga de balance, lanzar o atrapar un balón, manejar un triciclo una distancia establecida o a través de conos y agacharse a través de un túnel.

Más galerías de fotos



Escrito por sari hardyal | Traducido por lucas huidobro