Juegos de cartas para la noche de juegos en familia

Los juegos de cartas pueden ser perfectos para las noches de juegos en familia, pero debes elegir el tipo correcto de juegos. Para familias con niños, los juegos complicados como spades o gin rummy pueden ser muy difíciles y largos para los jóvenes inquietos. Elige juegos de cartas simples y entretenidos para toda la familia.

Juego de memoria (Memory Matching)

El Memory es un juego de cartas fácil que puedes jugar con infantes y con chicos de preescolar que están aprendiendo sobre emparejamiento. Usa solo la mitad del mazo de cartas para comenzar. Pon las cartas boca arriba en filas parejas de manera de que todos los niños las vean, y luego da vuelta todas las cartas. Enséñale a los niños cómo buscar parejas, dando vuelta una carta y luego otra. Si no es un par, vuelve a poner las cartas boca abajo y pasa el turno al siguiente jugador. Si el jugador encuentra una pareja, se lleva las dos cartas y toma un turno adicional. Recuérdale a los jugadores que presten atención cuando las cartas se dan vuelta para que recuerdan dónde están los pares. A medida que los chicos van aprendiendo y mejorando, pasa a incluir el mazo entero.

Slap Jack

Para este juego --ideal para niños de preescolar y más grandes-- reparte todas las cartas en el mazo de manera de que todos tengan aproximadamente la misma cantidad de cartas. Los participantes sin embargo no deben mirar sus cartas. El primer jugador toma una carta de su pila y la pone boca arriba en el centro de la mesa. La persona junto a él hace lo mismo. El juego continúa así hasta que alguien baja una jota. Cuando la jota aparece, cada jugador golpea su palma contra la pila y grita "slap jack!" ("cachetea a la jota"). El que consiga poner primero la mano en la pila gana la pila y el juego continúa hasta que aparezca otra jota. Si alguien se queda sin cartas, queda fuera del juego. La última persona restante es la ganadora.

Vete a pescar (Go Fish)

Este juego es ideal para familias con niños de edad escolar. Mezcla el mazo y dale a cada persona cinco cartas, que deberían ver solo ellos. Pon el resto de las cartas boca abajo en el medio. El objetivo es conseguir tantas piernas de cuatro cartas como pueda, como por ejemplo el 9 de picas, de corazón, de diamante y de trébol. La primer persona en jugar puede pedirle a cualquiera del grupo un número o rango de carta específico. Por ejemplo, él podría decir, "¿Tienes alguna reina?". Si la persona tiene alguna reina, debe darle todas las que posea al jugador que las pide. Esa persona luego toma otro turno, pidiéndole cartas a otro jugador. Si esta persona no tiene la carta, debe decir "Go Fish" ("Vete a pescar"), que significa que el primer jugador debe tomar una carta de la pila. Si él roba la carta que estaba pidiendo, puede entonces jugar otro turno. De lo contrario, es ahora el turno del jugador siguiente. Cuando un jugador consigue las 4 cartas de una pierna, debe ponerlas boca arriba para que todos las vean. El ganador es la persona con más piernas cuando la pila se vacíe.

Vieja mucama (Old Maid)

Este juego también es excelente para familias con niños de edad escolar. Para jugarlo, remueve una de las reinas del mazo de cartas. Reparte el resto de las cartas a todos los participantes. Los jugadores miran sus cartas y bajan cualquier par de cartas que coincidan, como dos jotas o dos cincos. La primer persona entonces voltea hacia la persona a su izquierda y le permite a ese jugador elegir una carta, la cual él no puede ver. Si esa carta lo ayuda a hacer un par, puede bajarlo, y luego ofrecer su mano de cartas a la persona que lo sigue. El jugador que logra librarse de todas sus cartas sale del juego a salvo. La persona que quede con la reina que no tiene pareja --la vieja mucama-- pierde.

Más galerías de fotos



Escrito por zora hughes | Traducido por nicolás altomonte