Cómo ingerir electrolitos naturalmente

Cuando el corazón late y sus músculos se contraen, esa es la obra de electrolitos -partículas que conducen una carga eléctrica- en tu cuerpo. Los electrolitos también son responsables del equilibrio de los fluidos dentro y fuera de las células, el transporte de nutrientes hacia y desde las células, la transmisión de los impulsos nerviosos, la regulación de la presión arterial y la función de las glándulas. Si comes una dieta equilibrada, es probable que obtengas todos los electrolitos que necesitas, sin embargo, circunstancias tales como hacer ejercicio por periodos prolongados en climas cálidos o ataques de diarrea o vómitos pueden hacer que pierdas una cantidad considerable. Saber qué alimentos y bebidas son fuentes de electrolitos ayuda a reponerlos naturalmente.

Nivel de dificultad:
Fácil

Instrucciones

  1. Añade una pizca de sal a las comidas, o ponla en un vaso de agua para reponer los electrolitos de sodio mineral. La mitad de una cucharadita de sal contiene alrededor de 1.000 miligramos de sodio, que es el 75 por ciento de la ingesta adecuada establecida por el Institute of Medicine. La sal de mesa es también una fuente de cloruro, que es otro mineral electrolito que tu cuerpo necesita.

  2. Bebe leche como fuente de calcio.

    Bebe leche como fuente de calcio. Una taza de leche proporciona 314 miligramos de calcio, que es casi un tercio de la dosis diaria recomendada para adultos. También puedes comer frijoles, yogur, sardinas, hojas de nabo y col rizada como otras fuentes de este mineral.

  3. Bebe jugos de tomate o naranja como fuentes saludables de potasio. Un vaso de jugo de naranja proporciona casi 500 miligramos de potasio, o un poco más del 10 por ciento de la dosis diaria recomendada. Las papas al horno son también una buena fuente de potasio.

  4. Merienda almendras, avellanas o cacahuetes como fuente de magnesio.

    Las almendras, avellanas o cacahuetes como fuente de magnesio. Una onza de almendras proporciona 78 miligramos de magnesio, que es un 24% de la dosis diaria recomendada para las mujeres y un 19% de la dosis diaria recomendada para los hombres. El arroz integral, el salvado de avena, habas y acelgas también son fuentes ricas en el mineral.

  5. Cocina huevos, carne de res, pollo o pavo para satisfacer tus necesidades diarias de fósforo. Un huevo aporta 14% de la dosis diaria recomendada de este mineral. También puedes disfrutar de salmón y pan de trigo integral para obtener el fósforo que tu cuerpo necesita.

Consejos y advertencias

  • La dieta de los estadounidenses rara vez es deficiente en sodio porque se encuentra en muchos alimentos procesados. El consumo excesivo de sodio puede causar presión arterial alta. Antes de consumir sodio adicional, habla con tu médico acerca de si lo necesitas.

Más galerías de fotos



Escrito por jody braverman | Traducido por luciano ariel castro