Información nutrimental de la carne de cabra

La carne de cabra es una alternativa saludable de carne de res o de pollo debido a las bajas cantidades de calorías, grasas y colesterol total. Un elemento básico en la cocina del norte de África y del Medio Oriente, la carne de cabra conforma el 63 por ciento de la carne roja que se consume en todo el mundo, de acuerdo con el Alabama Cooperative Extension Service. Si buscas una alternativa más magra que la carne tradicional la carne de cabra puede ser la respuesta.

Calorías y grasas

Una porción de 3 oz de carne de cabra cuenta con 122 calorías, lo que es considerablemente menor a las 179 y a las 162 calorías de la carne de res y del pollo. En términos de grasa la cabra es mucho más magra que otros tipos de carne. La grasa total de la carne de cabra es de 2,6 g por cada 3 porción de 3 oz, lo que corresponde a un tercio de 7,9 g de carne de res y a casi la mitad de 6,3 g de pollo. Una porción de carne de cabra representa casi el 4 por ciento de tu valor diario de grasa total con base en una dieta de 2.000 calorías.

Grasa saturada

La Harvard School of Public Health recomienda evitar la carne roja o elegir sólo los cortes que menos grasa contengan ya que la carne roja es notablemente alta en grasa saturada, lo que aumenta los niveles de colesterol en la sangre y contribuye a enfermedad cardiaca. Sin embargo, con solo 0,79 g de grasa saturada por porción la de cabra es la alternativa más sana para la salud cardiaca que la de res y el pollo que contienen 3,0 g y 1,7 g, respectivamente. La U.S. Food and Drug Administration recomienda que comas menos de 20 g diarios de grasa saturada. Una porción de carne de cabra contiene alrededor de 4 por ciento del valor diario que debes consumir.

Colesterol e hierro

Si nunca has visto tus niveles de colesterol la carne de cabra puede ser una alternativa nutritiva en comparación con oro tipo de carne. La carne de cabra contiene 63,8 g de colesterol por cada 3 oz, lo que es considerablemente más bajo que los 73,1 g de carne de res y de pollo por cada porción de 73 mg. Comer cabra no causa sacrificios importantes en el componentes sanguíneos como hierro y otros. Los 3,2 mg de hierro por porción de carne de cabra supera los 2,9 mg de la carne de res y duplica los 1,5 mg de la carne de pollo.

Proteína

La carne animal es una fuente completa de proteínas las cuales están contenidas en los ocho amino ácidos que tu cuerpo no puede crear por su cuenta. Mucha gente lucha para equilibrar la alta proteína de la carne y el alto contenido en grasa. Los 23 g de proteína por porción en la carne de cabra se comparan con los 25 g que se encuentran en una porción de carne de res y de pollo, lo que significa que no tienes que sacrificar ninguna fuente rica en proteínas. De hecho, una porción de 3 oz de carne de cabra cumple con el 46 por ciento del valor diario de proteína que la mayor parte de la gente debe consumir.

Otras consideraciones

Aunque en Estados Unidos quizá no es tan popular como la carne de res, el pollo o incluso la carne de cordero, la carne de cabra se vende al menudeo y sigue siendo motivo de inspección en el United States Department of Agriculture. La carne de cabra no contiene ningún tipo de hormonas de crecimiento ya que la USDA no ha aprobado su uso. También toma en cuenta que, debido a que su contenido en grasa es más bajo y a que tiene aspecto de mármol, esta carne se debe preparar a fuego lento para mantener su ternura y jugosidad.

Más galerías de fotos



Escrito por michael tardiff | Traducido por karen angelica malagon espinosa