Información nutricional de los tomates uva

Los europeos del Renacimiento no podrían haber estado más equivocados cuando denunciaron los tomates como venenosos. Aunque los tomates uva, como todos los tomates, son miembros de la familia de las solanáceas, son una de las mejores cosas que puedes comer. Son bajos en calorías, ricos en vitaminas y minerales, pueden proporcionar protección contra el cáncer y pueden cocinarse en una variedad de deliciosas maneras.

Historia

Los tomates tienen una historia fascinante. Según el diccionario de alimentos Epicurious, los tomates son originarios del hemisferio occidental y los miembros de la familia de las solanáceas. Esta relación familiar es probablemente por la que, según "The Food Lover's Companion" escrito por Sharon Tyler Herbst, los europeos del renacimiento pensaban que los tomates eran venenosos. Los tomates estándar no ganan una cocina fanática estadounidense hasta 1900 y los tomatitos llegaron más tarde, apareciendo en los supermercados estadounidenses en la década de 1960, según la revista Good Housekeeping.

Información de nutrición básica

Los tomates uva ofrecen sabor sin demasiadas calorías. Una taza llena de tomates uva o cherry, más que suficiente para un aperitivo o para mezclar en una ensalada, contiene sólo 27 calorías. Estos tomates también proporcionan 1,8 gramos de fibra, 6 gramos de hidratos de carbono complejos y un gramo de proteína.

Vitaminas y minerales

Los tomates uvas, al igual que otros tipos de tomates, son buenas fuentes de vitaminas y minerales importantes. De acuerdo con la National Nutrient Database, una taza proporciona 18,9 miligramos de vitamina C, 22 miligramos de ácido fólico y 63 miligramos de vitamina A. La misma cantidad ofrece 15 miligramos de calcio, 16 miligramos de magnesio, 36 gramos de fósforo y 353 gramos de potasio.

Combatientes del cáncer

La ciencia emergente sugiere que los tomates podrían ser uno de los alimentos que mejor combaten el cáncer. Según un estudio citado por Selene Yeager, autora de "The Doctors Book of Food Remedies", comer siete o más porciones de alimentos a base de tomate por semana puede reducir el riesgo de desarrollar cáncer de colon, de recto y de estómago tanto como un 60%. Los tomates también, según Yeager, contienen saponinas, que son conocidas por proteger contra los cánceres de mama y de próstata.

En la cocina

Los tomates pueden cocinarse de diferentes maneras. Cuando se cocina con tomates frescos, Yeager recomienda que elijas ejemplares maduros y magullados. Según Yeager, puedes hacer tus propios tomates "secos" cortando tomates uva por la mitad y cociéndolos al horno en un horno bajo a unos 120 grados Farenheit, hasta que quede correoso pero todavía flexible. La revista Good Housekeeping recomienda utilizar tomates uva como aperitivos para tener a mano para ti o tus hijos, puesto que son más dulces y por lo tanto a menudo más atractivos que los tomates estándar.

Más galerías de fotos



Escrito por melanie greenwood | Traducido por maria gloria garcia menendez