Información nutricional de la melaza

Un subproducto de la fabricación de azúcar, la melaza contribuye al sabor distintivo del pan de jengibre y el ron. A diferencia de otros edulcorantes, como el azúcar blanca, la miel ofrece un valor nutricional en forma de minerales esenciales y trazas de vitaminas. Pero todavía es alta en calorías y azúcar (más o menos 55 por ciento de azúcar), por lo que se debe consumir con moderación.

Calorías y carbohidratos

Una cucharada de melaza contiene 58 calorías, con todas las calorías procedentes de los carbohidratos. Cada porción contiene 15 gramos de carbohidratos totales, compuestos por diversos azúcares, incluidas la sacarosa o azúcar de mesa; la fructosa, el azúcar natural de la fruta y la miel; y la glucosa, el tipo de azúcar que se encuentra en tu torrente sanguíneo. Su alto contenido de azúcar significa que la melaza puede aumentar rápidamente tus niveles de azúcar en la sangre, pero también puedes sufrir un bajón de azúcar en la sangre poco después de tu comida. Debes limitar tu consumo de azúcar a 100 calorías por día, informa la American Heart Association y una sola cucharada de melaza constituye casi las dos terceras partes de tu límite. La melaza contiene sólo una pequeña cantidad de grasa, 0,02 gramos por porción y no ofrece ninguna proteína.

Un alimentos rico en hierro

La melaza ofrece beneficios para la salud debido a su contenido de hierro. Una sola cucharada contiene 0,94 miligramos de hierro, que es el 12 por ciento de la ingesta diaria recomendada para los hombres y el 5 por ciento para las mujeres. El hierro ayuda a tu cuerpo a producir ATP, una fuente química de combustible para las células; tu cuerpo también incorpora el hierro en las células rojas de la sangre, donde puede ayudar en el transporte de oxígeno. Consumir alimentos ricos en hierro como la melaza, pueden prevenir la fatiga relacionada con la deficiencia de hierro.

Cobre para la energía

Come melaza y también aumentarás tu consumo de cobre. Este te ayuda a usar el hierro y como este, el cobre estimula tus actividades del día a día, ayudando a producir energía. Apoya la salud de tu sistema inmunológico, fortalece los huesos y desempeña un papel en la función cerebral. El cobre también tiene un efecto protector en las células, protegiéndolas de los radicales libres, los cuales de otra manera inducirían daño en el ADN. Una cucharada de melaza proporciona 97 microgramos, que es el 11 por ciento de la ingesta diaria recomendada de cobre.

Estímulo de magnesio

Alcanza la melaza para aumentar tu ingesta de magnesio. Cada cucharada tiene 48 miligramos de magnesio -11 por ciento y 15 por ciento de la ingesta diaria recomendada de magnesio para hombres y mujeres, respectivamente. El magnesio te ayuda a metabolizar otros nutrientes como el cobre y el zinc y mantiene los huesos sanos. Al igual que el cobre y el hierro, ayuda a producir energía y también activa las enzimas esenciales para la buena salud. Obtener suficiente magnesio en tu dieta también podría apoyar una buena salud mental, ya que los niveles bajos de magnesio pueden alterar la química natural del cerebro.

Más galerías de fotos



Escrito por sylvie tremblay, msc | Traducido por maría j. caballero