Información nutricional de la langosta

Si comes langosta untada con mantequilla, esta no es tan saludable, pero si renuncias a ella, puedes disfrutar de este delicioso crustáceo con moderación. La langosta es relativamente alta en colesterol y sodio y una fuente de mercurio, por lo que no debes comerla a diario. Incluso las mujeres embarazadas pueden consumir hasta 36 onzas de langosta al mes, ya que es una de las opciones de mariscos con menos contenido de mercurio.

Bajos niveles en la langosta

La langosta es baja en grasa y calorías, pero proporciona una cantidad significativa de proteínas. Comer 3 onzas de langosta cocida aporta sólo 76 calorías, junto con 16,2 gramos de proteína y 0,7 gramos de grasa. Esto es 32% del valor diario (VD) de proteínas recomendadas y un 1% del VD de grasa.

Macronutrientes

Una porción de 3 onzas de langosta es una excelente fuente de zinc, cobre, selenio y vitamina B-12. El cobre es necesario para la formación de glóbulos rojos; el selenio para limitar el daño celular provocado por compuestos dañinos llamados radicales libres; y la vitamina B-12 para la formación de ADN. La misma porción de langosta también es una buena fuente de fósforo, proporcionando el 16% del VD. El fósforo es importante para la formación de huesos fuertes, y el zinc ayuda con la función inmune.

Estimación de grasa esencial

Tu cuerpo no puede producir los esenciales omega-3 grasas, por lo que es importante que los obtengas de tu dieta. La Academia de Nutrición y Dietética (Academy of Nutrition and Dietetics) señala que la ingesta recomendada de 500 miligramos por día de una combinación de ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA) puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades del corazón. Aunque la langosta no está entre los productos del mar más altos en grasas omega-3, cada porción de 3 onzas contiene 165 miligramos de EPA y DHA.

Consideraciones del colesterol

Los altos niveles de colesterol en la sangre aumentan el riesgo de enfermedades del corazón. Aunque la grasa saturada es la principal culpable en la dieta cuando se trata de niveles altos de colesterol, el colesterol en la dieta también puede hacer una diferencia. Si consumes langosta, tendrás que limitar tus otras fuentes de colesterol durante el resto del día, ya que esta proporciona 124 miligramos por porción, o alrededor del 41% del VD.

Niveles de sodio

Otro inconveniente potencial del consumo de langosta es la cantidad de sodio que contiene. Cada porción contiene 413 miligramos, o cerca del 18% del límite recomendado de 2.300 miligramos por día para personas sanas, y 28% del límite de 1.500 miligramos recomendados para personas con presión arterial alta. El consumo excesivo de sodio puede aumentar el riesgo de presión arterial alta y enfermedades del corazón.

Más galerías de fotos



Escrito por jessica bruso | Traducido por patricia a. palma