Información nutricional sobre los camarones fritos

Los camarones fritos pueden ser de tu agrado, pero no son la opción más saludable del menú. Los camarones solos son naturalmente muy magros y tienen pocas calorías. Tan pronto como los bañas en una pasta y los sumerges en aceite caliente, les estás agregando muchísimas calorías, grasas saturadas y colesterol.

Datos sobre las calorías

Dependiendo de la receta exacta de camarones fritos, las calorías pueden variar desde alrededor de 205 por cada porción de una onza hasta más de 260 calorías por porción del mismo tamaño. La mayor parte de estas calorías (44 a 45%) provienen de las grasas. Las proteínas representan entre el 10 y el 35% de las calorías, mientras que los carbohidratos constituyen alrededor del 20 al 35% de las mismas.

Cantidad de sodio

Debes limitar tu consumo a no más de 2.300 miligramos al día, aconsejan las Dietary Guidelines for Americans, 2010. Una porción de 3 onzas de camarones fritos tiene casi el 50% de tu valor diario de sodio, ya que algunas recetas contienen más de 1.150 miligramos.

Grasas saturadas y colesterol

Los camarones fritos son ricos en grasas saturadas y colesterol. No más del 10% de tus calorías deben provenir de las grasas saturadas (22 gramos en una dieta de 2.000 calorías) y no debes consumir más de 300 miligramos de colesterol por día. Una porción de 3 onzas de camarones fritos aporta 1,75 a 3,25 gramos de grasas saturadas, además de 50 a 120 miligramos de colesterol.

Más galerías de fotos



Escrito por melodie anne | Traducido por paula santa cruz