Cómo incrementar la densidad ósea con terapia de placas vibratorias

El programa espacial soviético utilizó por primera vez la vibración de todo el cuerpo de los cosmonautas para aumentar su densidad ósea y tejido muscular. Se descubrió que los astronautas perdían densidad ósea y tejido muscular, mientras flotaban sin gravedad. La terapia de vibración fue un éxito y permitió a Valery Polyakov, un médico y cosmonauta ruso, establecer el récord mundial al permanecer en el espacio 430 días. Los astronautas estadounidenses que no usaron terapia de vibración sólo pudieron permanecer en el espacio durante 196 días y tuvieron que regresar a la Tierra debido a la degeneración de hueso y músculo. En 2010, la terapia de placa vibratoria se comenzó a utilizar para aumentar la densidad ósea.

Nivel de dificultad:
Difícil

Necesitarás

  • Acceso a una unidad de vibración de cuerpo completo

Instrucciones

    Uso de la unidad de vibración de cuerpo completo

  1. Pisa la placa vibratoria y asume una posición semi-cuclillas para disminuir el impacto y reducir al mínimo el riesgo de lesiones relacionadas con el ejercicio. La Dra. Barbara Resnick, profesora de la Escuela de Enfermería de la Universidad de Maryland, fomenta la participación activa en el ejercicio, utilizando los músculos de las piernas para minimizar las vibraciones en la cabeza.

  2. Coloca la unidad de vibración de cuerpo completo en una frecuencia baja. Permanece en la placa vibratoria en la posición de semi-cuclillas durante un minuto. Después de un minuto, apaga la unidad de vibración, vuelve a la posición vertical y descansa durante un minuto. La Universidad del Estado de Oregon establece el nivel de vibración a 30 hertz en su estudio para utilizar la terapia de vibración de todo el cuerpo en la ayuda a los pacientes de reemplazo de cadera.

  3. Completa cinco repeticiones más de cada ejercicio. Tu entrenamiento estará formado por seis minutos de terapia de vibración activa y seis minutos de descanso. Resnick recuerda a la gente con osteoporosis no tener sesiones de vibración de más de 10 minutos. En un estudio realizado por el Instituto de Investigación de Enfermedades Musculo esqueléticas y de Aplicación Clínica, un entrenamiento de vibración de cuerpo completo se puso a prueba para estudiar sus efectos sobre la densidad mineral ósea. La densidad mineral ósea mejoró un 4,3 por ciento después de ocho meses y el equilibrio también mejoró en un 29 por ciento.

Consejos y advertencias

  • No debes usar la unidad de vibración de cuerpo completo si tienes trombosis aguda, enfermedad cardiovascular grave, heridas recientes o cirugía, implantes de cadera y rodilla, hernia aguda, discopatía o espondilolisis, epilepsia, tumores, migrañas graves o si estás embarazada.
  • Si tienes un marcapasos o clavos metálicos implantados recientemente o dispositivos intrauterinos, no debes utilizar una unidad de vibración de todo el cuerpo.

Más galerías de fotos



Escrito por tamara laschinsky | Traducido por eva ortiz