Importancia de verificar que los niños estén en la etapa correcta de desarrollo

A partir de la primera infancia, el niño comienza el camino del desarrollo motor, cognitivo, social y de habilidades del lenguaje. El desarrollo de estas habilidades sigue una típica cronología junto con otros niños de su edad. Puede que te preguntes si tu hijo está en camino con sus habilidades de desarrollo, y garantizar que no se quede atrás es importante cuando se trata de asegurar que llegue a su máximo potencial. Al permanecer al tanto de lo que debes esperar de tu hijo y preguntándole a su médico, puedes ayudar a identificar una variedad de dificultades cognitivas o físicas que podrían estar impidiendo que tu hijo llegue a la etapa correcta de desarrollo.

Problemas del desarrollo

Un retraso en algunas habilidades, tales como las sociales o motoras, puede ser el resultado de problemas que van desde una deficiencia de aprendizaje permanente hasta una dificultad de movimiento temporal. Algunos problemas pueden incluso ser causados por el entorno del niño, sobre todo si tiene escasa oportunidad para practicar sus habilidades de desarrollo. Según la autora Laurie LeComer, M.Ed., sólo la mitad de los problemas de desarrollo se detectan y se tratan antes de comenzar la escuela. Como resultado de ello, descubrir cualquier tipo de problema de desarrollo tan pronto como sea posible es importante para recuperarse. Dado que el abanico de posibilidades es muy amplio cuando se trata de establecer la causa del problema, tendrás que hablar con el médico de tu hijo tan pronto como notes una dificultad.

Problemas físicos

En algunos casos, retrasarse en el desarrollo puede ser el resultado de dolencias físicas. Los problemas con el habla y el lenguaje pueden ser el resultado de una deficiencia auditiva o un problema con la garganta o de la nariz, mientras las habilidades motoras pueden ser influenciadas negativamente por el desarrollo muscular deficiente o dolencias físicas que se desarrollaron antes del nacimiento. Tu hija podría necesitar terapia o atención médica especializada en forma de aparatos ortopédicos o cirugía para corregir problemas físicos que causan retrasos en el desarrollo. Precisar estos problemas a tiempo puede ayudar a tu hijo a obtener la terapia o el tratamiento que necesita tan pronto como sea posible para que pueda volver al camino correcto del desarrollo.

Consideraciones

Ten en cuenta que los niños se desarrollan de manera distinta y a ritmos diferentes. Las habilidades de tu hijo, con frecuencia no coinciden exactamente con las de sus compañeros, y si nació de forma prematura, es posible que su cronología de desarrollo decaiga un poco en los primeros años de vida. Según HealthyChildren.org, asegurarte de que sus habilidades sigan una progresión natural es más importante que la propia cronología. Por ejemplo, debe aprender a gatear, luego a caminar y después a correr. Mientras que siga adelante con sus habilidades de desarrollo, evita compararla con el progreso de los demás niños. En vez de eso, céntrate en la construcción de su autoestima animándolo en las habilidades que ya está desarrollando.

Recomendaciones

En las visitas regulares, el médico de tu hijo te preguntará acerca de determinadas etapas importantes para asegurarse de que se está desarrollando correctamente. Si tienes alguna preocupación acerca del tema menciónalo. En algunos casos, es posible que te derive a un especialista o terapeuta para ayudar a tu hijo a ponerse al día. Aprende todo lo que puedas acerca de la intervención en el desarrollo de tu hijo y no tengas miedo de pedir una segunda opinión si realmente sientes que hay que hacerlo.

Más galerías de fotos



Escrito por rose welton | Traducido por gloria soto