Ideas para dar lecciones de natación a niños de 5 años

Hubo 3.533 casos de niños ahogados en los años 2005 a 2009, alrededor de 10 por día, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Los niños de 1 a 4 años de edad tienen el mayor riesgo, pero un niño de 5 años de edad aún podría tener problemas en el agua si no sabe nadar. Ya sea que tenga clases de natación o planees enseñarle tú mismo, puedes mejorar la capacidad de tu hijo a nadar con los juegos y actividades que le ayudarán a aprender lo básico.

Hacer burbujas

Si tu hijo de 5 años tiene poca experiencia en el agua primero tiene que aprender a soplar burbujas. Muéstrale cómo soplar el agua por la nariz incluso antes de entrar en el agua, puedes poner la mano delante de su nariz para ver si el aire está saliendo. Luego practica como soplar burbujas por la boca dentro del agua. A medida que el niño se sienta más cómodo, puedes pedirle que sumerja la nariz bajo el agua y que haga burbujas nuevamente. Esta habilidad le ayudará a mantener la calma y saber qué hacer cuando su cara esté en el agua.

Enfrentar el agua

Una de las primeras cosas que deben aprender es a zambullir la cara en el agua. Estar a gusto con el agua en los oídos, los ojos, la nariz y la cara puede ser difícil para algunos niños, así que trata de hacer juegos que le enseñen a meter la cabeza bajo el agua y así mojar su rostro sin que él se dé cuenta. Por ejemplo podrías haces que tu hijo ponga su mano en la cabeza y luego dile que se sumerja lo suficiente para que su mano se moje o juega a "Ring Around the Rosie" con él y enséñale que sumerja su cara o cabeza bajo el agua cuando cantes "All fall down".

El superhéroe nadador

Tu hijo de 5 años de edad probablemente tiene una imaginación activa, y de esta manera puedes enseñarle natación con diferentes imágenes, ya que ayuda a tu pequeño a entender las mejores posiciones. Por ejemplo Beth Jenkins, un instructor de natación de la universidad de Florida, sugiere comenzar con "deslizamiento de Superman" pidiendo al niño que ponga los brazos y las piernas hacia fuera como si estuviera volando mientras que lo sostienes desde el vientre. Podrías tratar de enseñar la brazada básica, a veces llamado el "doggy paddle" imaginando que sus manos son cucharas para helado y está obteniendo helado del agua para ponerlo en su pecho.

Frases positivas

A los niños en edad de jardín de infantes les encanta escuchar frases específicas para entender si están haciendo las cosas bien, por lo que las clases de natación siempre deben ir acompañadas de una buena dosis de positivismo, indica el departamento de recreación de la universidad de Butler. Se específico con tus elogios para que el niño sepa lo que está haciendo bien, puedes usar frases como "Buen trabajo soplando las burbujas debajo del agua, ¡hasta puedo verlas!". Esto ayuda a que tu niño se vuelva más confiado en el agua, además de disfrutar y participar de las clases de natación.

Más galerías de fotos



Escrito por kay ireland | Traducido por jose fortunato