Ideas creativas de disfraz para preadolescente

Tu preadolescente probablemente ha superado su fascinación con los disfraces de personajes de dibujos animados y de animales cursis, así que ahora es el momento para ser creativo y mostrarle a tu hija lo genial que puedes ser. Ayúdala a armar el traje perfecto para su personalidad preadolescente y hazlo todo con un presupuesto determinado para que puedas demostrar lo inteligente que puedes ser al mismo tiempo haciendo rendir el dinero.

Una niña que se ha vuelto (un poco) mala

Caperucita Roja, Alicia en el País de las Maravillas y hasta Little Miss Muffet son personajes que tu hija probablemente ha superado. Sin embargo, le das un pequeño giro más adulto a cualquiera de estos trajes, serán probablemente una buena elección para tu preadolescente. Ella es demasiado joven para algo demasiado atrevido, pero un poco de encanto diabólico estará bien. Transforma el pequeño traje de la Miss Muffet en algo que se pueda poner pegándole algunas joyas de arañas. Añade algunas más en forma de espiral alrededor de una pierna en las medias y luego déjala llevar algunos tatuajes adhesivos con forma de arañas en los brazos, cara o cuello. Retira las mangas del traje de Caperucita y reemplázalas con mangas de encaje de color rojo en su lugar. Añade un tatuaje de lobo debajo del brazo de encaje o en la clavícula.

Reina del spa

Si tu hija preadolescente pasa todo el tiempo en sus uñas, cuidado de la piel y maquillaje como lo hace en su trabajo escolar, una reina del spa puede ser un ajuste perfecto. La mejor parte de este traje es que probablemente ya tengas la mayor parte de los artículos. Comienza con un pijama debajo de una bata de baño de cuerpo entero, y luego añade un par de zapatillas suaves y unos rizadores alrededor de la corona de la cabeza para sujetar el pelo de la cara. Aplica un poco de maquillaje de color verde claro para que parezca una máscara facial. A continuación, haz que tu hija se ponga una máscara para dormir y luego tire de ella hasta la parte superior de la frente. Añade un conjunto de uñas postizas, termina el traje con una corona y listo, ya tienes una perfecta reina del spa preadolescente.

Reina del concurso de belleza

Para una diva de la moda, un traje de reina de concurso de belleza le ayudará a tu preadolescente a mostrar su lado moderno. Echa un vistazo a las tiendas de segunda mano y liquidaciones de final de la temporada para encontrar una funda de cuerpo entero. Está bien si el vestido es bastante sencillo porque se puede decorar con adhesivos, piedras preciosas, cintas de raso y encaje. Recoge un par de guantes de satén, largos y blancos, los tacones más altos que ella pueda manejar y una bonita tiara de reina. Haz una faja de una larga cinta del satén de 3 pulgadas de ancho y escribe "Reina del concurso de belleza" a lo largo con pintura para tela. Todo lo que queda ahora es un poco de maquillaje glamoroso y un peinado elevado y elegante y tu hija está lista para lucir el disfraz.

Vampiro moderno

Con la introducción constante de nuevas películas de vampiros, este clásico está siempre de moda, y con algunos de los giros modernos en el vampiro clásico, tu preadolescente no debe limitarse a la vestimenta tradicional negra y los ojos rojos brillantes. Considera el vampiro que más admira y luego busca ropa de todos los días para adaptarla al disfraz. Si estás dispuesta a gastar, también puedes recoger algunos accesorios de marca para mejorar el traje, como un collar, un brazalete o un anillo. Elige una paleta de maquillaje pálido o blanco para que la cara y otras áreas expuestas se vean al menos unos tonos más claras. Puedes incluso desear recoger algo de brillo para el cuerpo, dependiendo de qué vampiro sea el traje. Añade un poco de color púrpura debajo de los ojos y estará casi terminado. Si tu preadolescente ya usa lentes de contacto, busca en un par de lentes de color ámbar o rojo, en función del vampiro elegido. Eso es todo lo que se necesita para lograr un traje de vampiro creativo y personalizado.

Más galerías de fotos



Escrito por rosenya faith | Traducido por natalia pérez