Ideas para campamentos de niños en el patio trasero

Para muchas familias un campamento significa malvaviscos asados, historias de fantasmas y observar las estrellas. Cuando no tienes el tiempo ni los recursos para irte con una tienda al bosque o si tus hijos son todavía demasiado pequeños una tienda de campaña en el patio trasero es una posibilidad. Puedes disfrutar de la mayor parte de las mismas actividades de camping, mientras tienes un inodoro y una cama caliente cerca, por si acaso. Pon una regla: no se usan teléfonos celulares, televisión u otra tecnología digital.

Prepara tu campamento

Cuanto más urbano es tu vecindario, más te vas a sentir como si estuvieras realmente acampando. Si vives en la ciudad y necesitas bloquear el ruido y el alumbrado público, considera colgar ropa alrededor de tu campamento y pon mantas sobre el tendedero. Si no hay tienda, no hay problema. Puedes diseñar tus sacos de dormir para dormir bajo las estrellas o construir una tienda de sábanas viejas. Probablemente querrás hacer un fogón pero asegúrate de cumplir con las leyes de tu ciudad. Por ejemplo, Minneapolis, Minnesota, restringe el tamaño de los fuegos y el tiempo durante el cual los residentes pueden tenerlos ardiendo en sus patios. Otros elementos que puedes desear tener a mano son faroles o linternas, almohadas, chaquetas, repelente de insectos, sillas y palos para asar malvaviscos.

Enseña habilidades de supervivencia

Un campamento en el patio trasero te ofrece una serie de oportunidades para enseñar a tus hijos ciertas habilidades de supervivencia, tales como encender un fuego y cocinar en este. También se les puede enseñar seguridad para utilizar un cuchillo, cómo hacer que el agua sea segura para beber, cómo construir un refugio y cómo abrir una lata sin un abrelatas. Si tienes una brújula a mano, puedes mostrarles cómo usarlo. También puede mostrarles cómo usar el cielo para la navegación. Actividades y oficios adicionales podrían incluir el uso de elementos que encontramos en la naturaleza para hacer herramientas, como una caña de pescar o un arma.

Jueguen y canten juntos

Mantén a los niños entretenidos con una búsqueda del tesoro o nave. Puedes construir casas de aves o jugar un juego de adivinanzas de animales salvajes. Al caer la noche, pueden hacer un espectáculo de títeres de sombras. Tira de una baraja de cartas y charla mientras que juegan. Cuando sea hora de la merienda, pueden hacer malvaviscos u otras golosinas en la fogata. Mientras están sentados alrededor de la fogata, pueden contar historias de fantasmas apropiadas para su edad o que el grupo entable una historia colectiva. No te olvide de canciones de campamento, tales como "I’m a Nut", "Home on the Range" y "Hobo’s Lullaby".

Planea un cumpleaños de campamento en el patio trasero

Invita a los amigos de tu hijo y sus familias durante una fiesta de acampe durante la noche. Deja que tu niño nombre el campamento y junto con sus amigos creen un símbolo del campamento. Planea algunas de las actividades para tu fiesta de campamento en el patio trasero, además de juegos. Jueguen a las manzanas o a la mancha linterna. Dependiendo de las edades de los niños, se pueden crear bolsas de regalo que incluyan linternas, brújulas, silbatos, palos luminosos y mezclas de frutos secos. Por supuesto, no te olvides de la torta y regalos.

Más galerías de fotos



Escrito por joanna polisena | Traducido por sebastian castro