Ideas para una búsqueda del tesoro para niños en el mercado local

Un viaje al mercado local tiene más potencial que simplemente llenar tu refrigerador. Los productos llenos de colores, las masas de gente, los olores y el entretenimiento crean el lugar perfecto para hacer una búsqueda del tesoro. Buscar artículos específicos ayuda a tu hijo a tranquilizarse y disfrutar todo lo que el mercado tiene para ofrecer. Con un poco de planificación, puedes llevar a tu hijo a una aventura a través de los puestos de productos.

Artículos para encontrar

Los productos que se encuentran en los puestos de los vendedores son una opción obvia para incluir en la lista de búsqueda. En lugar de simplemente agregar artículos de comida, agrégale un giro inesperado. Algunas ideas incluyen buscar comida de un color particular, un vegetal que venga en diferentes variedades o algo que crezca de una forma en particular como bajo tierra o en un árbol. Puedes alentar a tu hijo a ver más allá de la comida incluyendo perros o músicos en la lista. Para convertir el mercado en algo más interactivo, incluye tareas que alienten a tu hijo a hablar con los productores. Por ejemplo, pide a tu hijo que le pregunte a un granjero cómo se llama su granja o cómo algunos insectos son benéficos.

Formato de la lista

Escribir la lista de artículos es una manera simple de crear tu búsqueda. Deja espacios en blanco a lado de cada artículo si tu hijo necesita escribir la respuesta. Por ejemplo, si una de las preguntas es encontrar una comida que nunca haya probado, necesitará un lugar para escribir su respuesta. Para un niño más pequeño, las imágenes serán un formato más fácil. Ella puede “leer” la lista por sí misma simplemente viendo las imágenes. Si vas al mismo mercado a menudo, toma fotografías con tu cámara. En la siguiente visita puedes usar esas fotografías como lista para tu hijo pequeño.

Documentar los artículos

La manera en que documentes la búsqueda también puede ser flexible. Puedes pedir a tu hijo que escriba sus preguntas en la lista para una búsqueda sencilla. Otra opción es tomar fotografías de las cosas que encuentre. El método de fotografías es más fácil para los niños más pequeños que aún no saben escribir bien. Ellos pasarán más tiempo viendo las cosas y disfrutando el mercado si están tomando fotos en lugar de trabajar tanto en escribir sus respuestas. Otra opción es comprar los artículos de la lista. Para esta opción querrás planear la lista cuidadosamente para que acabes comprando las cosas que realmente quieres.

Seguimiento

El entretenimiento no tiene que parar cuando dejes el mercado. Habla sobre lo que tu hijo encontró a través de la búsqueda de camino a casa. Te dará una forma de hablar de diferentes tipos de comida y de dónde vienen. También puedes hablar sobre comprar localmente para ayudar al ambiente. Si tomaste fotos en el mercado, utilízalas para hacer un libro. Tu hijo puede pegarlas en el libro y escribir comentarios. Si compraste algunos o todos los artículos de la lista de la búsqueda, haz una receta con ellos cuando llegues a casa. Una opción es hacer una sopa de vegetales con todos los vegetales que compres durante una búsqueda.

Más galerías de fotos



Escrito por shelley frost | Traducido por laura gsa