Cómo hornear pollo sin piel

Un cocinero saludable, como un mago, siempre aprecia un buen acto de desaparición. Quitar la piel de los muslos, pechuga y pata del pollo remueve mucha de la grasa y alrededor del 15 por ciento del colesterol de una porción de pollo promedio. Espera que las piezas con hueso tomen unos 10 a 15 minutos adicionales de cocción que las piezas deshuesadas y que las piezas grandes como las pechugas tomen unos 10 o 15 minutos más que las piezas pequeñas como el muslo. Dale sabor a tu platillo de pollo según tus gustos y ten lista la cena en menos de una hora.

Nivel de dificultad:
Fácil

Necesitarás

  • Piezas de pollo sin piel
  • Cuchillo filoso
  • Toallas de papel
  • Bandeja para asar
  • Aceite de oliva y otro vegetal
  • Pinza para carne
  • Termómetro de carne de lectura instantánea

Instrucciones

    Estofar al horno con vegetales

  1. Precalienta el horno a 350 grados Fahrenheit. Vierte una cucharada de aceite de oliva en la base de una cazuela o sartén para hornos.

  2. Dora las piezas de pollo sobre temperatura intermedia, girando las piezas de manera que todas las superficies se doren.

  3. Quita las piezas de pollo doradas de la bandeja y colócalas a un lado brevemente. Vierte el resto del aceite vegetal pero deja los trocitos dorados de pollo en la parte inferior de la bandeja.

  4. Vuelve a colocar el pollo en la bandeja y añade los vegetales, el líquido de cocción como agua, caldo o vino y tus condimentos deseados.

  5. Hornea el pollo sin cubrirlo por una hora o hasta que el termómetro registre una temperatura interna de 165 F en la parte más gruesa de una pieza de pollo grande.

    Horneado crujiente

  1. Quita y desecha el exceso de grasa. Golpea suavemente las pechugas, muslos y patas de pollo con toallas de papel para secarlas.

  2. Coloca 1/4 de taza de harina en un plato poco profundo. Coloca un huevo por libra de pollo, bate los huevos ligeramente y viértelos en un plato playo. Para reducir la grasa y colesterol utiliza sólo la clara. Vierte pan rallado simple o condimentado en un tercer plato, alrededor de una taza por libra de pollo. Añade una pizca de sal si lo deseas.

  3. Cubre ambos lados de cada pieza de pollo ligeramente con harina. Sumérgelas en huevo y luego en pan rallado hasta que queden completamente cubiertas.

  4. Precalienta el horno a 350 grados Fahrenheit.

  5. Cubre tu bandeja para hornear con aceite utilizando una cucharada de aceite de oliva. Coloca las piezas cubiertas en la bandeja de manera que no se toquen ni superpongan.

  6. Hornéalas por 15 minutos, luego voltea las piezas con una pinza para que se doren de manera pareja.

  7. Hornéalas 15 minutos adicionales o hasta que el termómetro insertado en la parte más gruesa del pollo registre una temperatura interna de 165 F.

    Asado estilo Tandoori

  1. Corta varios tajos de 1 pulgada de largo sobre la superficie de cada pieza de pollo.

  2. Mezcla el jugo cítrico, yogur o especias indias como polvo de curry y cúrcuma en un tazón grande. Añade las piezas de pollo y cubre todos los lados con la mezcla de yogur.

  3. Coloca las partes de pollo cubiertas sobre un plato poco profundo y refrigéralas por 12 horas o toda la noche. Esto permite que el macerado vuelva el pollo más tierno y forme una corteza para mantenerlo húmedo.

  4. Precalienta el horno a 375 F.

  5. Vierte una cucharada de aceite de oliva sobre la bandeja para asar. Aplica el aceite de oliva en el fondo con una toalla de papel y deshazte del resto. Coloca las piezas de pollo de manera que no se toquen entre sí.

  6. Hornea hasta que los jugos salgan transparentes cuando atravieses partes con un cuchillo y el termómetro registre una temperatura interna de 165 F. Hornear puede tomar entre 40 minutos y una hora, dependiendo del número y tamaño de piezas de pollo.

Más galerías de fotos



Escrito por janet beal | Traducido por ana grasso