¿Por qué los hombres engordan después de los 40?

La panza gorda es un término utilizado comúnmente para describir la grasa que se forma por debajo de tu piel abdominal y en los espacios alrededor de tus órganos abdominales. Si se acumula suficiente grasa alrededor de tus órganos, puedes desarrollar importantes riesgos para un número de problemas de salud serios. Los hombres tienden a engordar luego de los 40 debido a los cambios en su metabolismo.

Cambios relacionados a la edad

A medida que los hombres cumplen 30, comienzan a perder tejido muscular o masa muscular. Los músculos queman una cantidad relativa de las calorías que ingieres, y cuando pierdes músculo, tu cuerpo pierde de manera gradual su capacidad de mantener de manera efectiva la quema de calorías. La cantidad de pérdida muscular se acelera a medida que te haces más viejo y si no te vuelves físicamente más activo o si no disminuyes la cantidad de calorías que consumes, la disminución asociada en tu metabolismo puede conllevar a la acumulación de cantidades en aumento de grasa corporal. En muchos casos, esta grasa aparece en tu abdomen.

Factores contribuyentes adicionales

Algunos hombres también poseen una tendencia hacia la obesidad y la acumulación de grasa abdominal. Sin embargo, en la mayoría de los casos, el rol de la genética es relativamente pequeño en comparación con la inactividad física y otras elecciones de estilo de vida. Entre estas elecciones se encuentra el consumo regular de alcohol, el cual puede conllevar al desarrollo de la clásica "panza cervecera". Sin embargo, la cerveza no es la única forma de alcohol que puede contribuir al desarrollo de grasa abdominal. En realidad, con la excepción del vino, el consumo significativo de cualquier forma de alcohol pueden aumentar tu tendencia a desarrollar grasa en tu abdomen.

Calculando los riesgos

Puedes calcular tus riesgos para problemas de salud relacionados a la grasa abdominal al medir tu cintura por encima del hueso de la cadera. Si la medida de tu cintura excede 40 pulgadas, la grasa en tu panza probablemente está poniendo en riesgo tu salud. Las enfermedades o condiciones relacionadas al exceso de cantidad de grasa abdominal incluyen apnea del sueño, presión arterial alta, cardiopatías, diabetes de tipo 2, ACV, ciertos tipos de cáncer, niveles anormalmente bajos de colesterol HDL y niveles altos de grasas que se transportan por la sangre, denominadas triglicéridos. Los riesgos de padecer estas afecciones se mantienen incluso si no posees cantidades excesivas de grasa en otras partes de tu cuerpo.

Revertir la acumulación de grasa

Se puede evitar o revertir la acumulación de grasa en la panza al realizar los cambios apropiados en tu rutina de ejercicios y en las elecciones de tus alimentos. Realiza al menos 150 minutos por semana de actividades aeróbicas que sean desde moderadas a difíciles, tales como caminar a paso acelerado, ciclismo casual, aeróbica acuática o jardinería. Además, la pérdida muscular relacionada a la edad se puede contrarrestar al realizar actividades de tonificación muscular dos a tres veces por semana, tales como calistenia o levantamiento de pesas. Puedes reducir la ingesta de calorías al elegir alimentos que contengan menos calorías o al reducir el tamaño de la porción que ya ingieres. Consulta con tu médico para más información sobre el aumento de la grasa abdominal relacionada a la edad y otros factores relacionados a esto.

Más galerías de fotos



Escrito por m. gideon hoyle | Traducido por melisa lazarte