La historia del baseball para niños

El baseball, conocido como el pasatiempo preferido de los Estados Unidos, data de antes de la Guerra Civil cuando era conocido como "rounders" (vueltas). Algunas personas lo encuentran aburrido por su desarrollo tan lento, pero aún tiene popularidad, tanto así que en 2013 tan sólo ocho clubs atrajeron más de 3 millones de visitantes. Tiene un lugar consolidado en la historia de los Estados Unidos como el más antiguo entre los grandes deportes y en algunas ocasiones su crecimiento ha sido reflejo de importantes cambios en el país.

El primer lanzamiento

Se cree que Abner Doubleday fue el creador del baseball en Cooperstown, Nueva York, en 1839. En 1845, Alexander Cartwrigth -conocido como el "padre del baseball"- inventó las reglas y el campo de baseball modernos. Su equipo, los New York Knickerbockers, jugaron el primer juego de baseball de la historia contra un equipo de cricket en 1846. La Guerra Civil ayudó a su difusión al tiempo que los soldados de todas partes del país lo conocían. Ambos campos lo practicaban durante los tiempos muertos y algunos soldados incluso escribieron sobre la cancelación de una partida debido al fuego enemigo.

Ligas profesionales

El juego siguió creciendo después de la guerra, creando la mayoría de las ciudades un equipo y jugando contra las ciudades vecinas. Esto llevo a la creación de las ligas profesionales, dando inicio la Liga Nacional en 1876 y la Liga Americana en 1900. Las ligas rivales jugaron el primer gran campeonato mixto en 1903. Aunque los equipos eran de Boston y Pittsburgh, llamaron al campeonato las "Ligas Mundiales" y el nombre perdura hasta nuestros días.

Los Black Sox

A principios del siglo pasado el baseball enfrentó poca competencia de parte de otros deportes y fue apoyado generosamente por los periódicos. Los jugadores de baseball se convertían en héroes nacionales. Es por ello que su primer gran escándalo tuvo tan gran impacto. Ocho jugadores de los Chicago White Sox fueron acusados de perder las Ligas Mundiales de 1919 como parte de un plan de apuestas. Aunque los ahora conocidos como "Black Sox" fueron perdonados en la corte, muchos fanáticos perdieron su fe en el juego. Esto llevó a los dueños de la liga a colocar un comisionado, un juez cuyo nombre era Kenesaw Mountain Landis. Landis proscribió a todos los jugadores involucrados en el escándalo y la posición determinada por el comisionado ayudó a fragmentar el poder de los dueños.

Babe Ruth

En 1920, George Herman "Babe" Ruth fue vendido de los Boston Red Sox a los New York Yankees. El intercambio que posteriormente sería conocido como "La maldición del Bambino" debido a que los Red Sox no volvieron a ganar otro título mundial sino hasta 2004. Ya con los Yankees, Ruth ganó cuatro Ligas Mundiales y se convirtió en el primer jugador que alcanzó 60 home runs en una temporada. Los fanáticos estaban tan impresionados con su poder que les dejó de importar el escándalo de los Black Sox. Ruth fue uno de los cinco jugadores elegidos para ser parte de la primera generación del Salón de la Fama del baseball, que abrió sus puertas en 1936 en Cooperstown. Los otros fueron Ty Cobb, nueve veces campeón de bateo, Honus Wagener, que se retiró con más de 3.000 golpes y los pitchers Christy Mathewson y Walter Johnson.

Jackie Robinson

Como la mayoría de las instituciones estadounidenses, el baseball puso en práctica la segregación racial durante la primera mitad del siglo pasado. Esto cambió en 1947 cuando Jackie Robinson, que previamente había jugado en las Ligas de Negros, fue primera base de los Brooklyn Dodgers. Se convirtió inmediatamente en un símbolo porque había pocas ocasiones en que la gente podía ver a un afroamericano trabajando lado a lado con blancos como sus iguales. Su primera temporada estuvo llena de protestas por parte de los equipos contrarios, de algunos compañeros de su equipo y de algunos fanáticos de los Dodgers. Robinson se mantuvo firme y ganó el premio al Jugador Más Valioso. Como menciona Larry Schwartz de ESPN, Robinson "no hizo que el país olvidara el color, pero por lo menos los hizo más amigables entre ellos.

Más galerías de fotos



Escrito por aj carpenter | Traducido por rubén moreno