¿Tu hijo llora cuando orina?

Cuando el niño llora al orinar, la causa más probable de su dolor es una infección del tracto urinario, también conocida como infección de la vejiga. Las infecciones del tracto urinario causan dolor al orinar y otros síntomas. Si no se trata, puede conducir a infecciones de los riñones, lo cual puede ser peligroso. Las infecciones del tracto urinario normalmente desaparecen con el medicamento.

Determinar el problema

Pregúntale a tu hijo acerca de sus problemas con la micción. Por ejemplo, si está experimentando una sensación de ardor al orinar, o si siente que se orina con más frecuencia, es posible que tenga una infección del tracto urinario. Si tu niño es demasiado joven para hablar sobre el problema, tendrás que ver para determinar si está orinando con más frecuencia, o si muestra signos de malestar. Los niños entrenados para usar el orinal también pueden comenzar a tener accidentes. Mira la orina también. Si aparece turbia o tiene un olor muy fuerte, también son indicios de una infección del tracto urinario.

Causas

Una infección urinaria es causada por bacterias que entran en el tracto urinario. Ésto puede ocurrir porque el niño no se está limpiando correctamente. Por ejemplo, las niñas deben limpiarse de adelante hacia atrás para evitar la propagación de las bacterias de los intestinos a la vagina o en el tracto urinario. Los niños que usan pañales pueden contraer infecciones de las vías urinarias con los cambios de pañales que no son lo suficientemente frecuentes. Los baños de espuma también pueden irritar el tracto urinario de algunos niños. Además, algunos son propensos a las infecciones del tracto urinario, incluso cuando tienen una higiene adecuada.

Tratamiento

El pediatra te recetará un tratamiento de antibióticos para tratar la infección del tracto urinario. El tipo de antibiótico y la fuerza de la dosis depende de la gravedad de la infección. Además, el pediatra puede recetar un analgésico suave o aconsejar el uso de un analgésico de venta libre para aliviar el dolor de tu hijo durante la micción. Una vez finalizado el tratamiento con antibióticos, el pediatra podría volver a probar la orina para asegurarse que la infección ha desaparecido.

Cuándo consultar al pediatra

Si sospechas que tu hijo tiene una infección de las vías urinarias, consulta a su pediatra de inmediato. El pediatra le realizará pruebas para asegurarse de que este es el problema; más que un problema menos común que puede causar dolor al orinar, como vaginitis o una infección por oxiuros. Si tu hijo tiene fiebre, dolor de espalda, dolor de estómago, vómitos, escalofríos, la infección se ha propagado a sus riñones. Busca ayuda médica inmediata si hay sospecha de una infección en los riñones porque cuanto antes se trata, más probable es que se pueda minimizar el daño a largo plazo en los riñones.

Más galerías de fotos



Escrito por natalie smith | Traducido por verónica sánchez fang