Hierbas con magnesio

El magnesio es un mineral esencial que ayuda a tu cuerpo de muchas maneras. Muchos alimentos, como frutas, verduras y granos integrales son buenas fuentes de este mineral. Cocinar con hierbas es otra forma nutritiva de aumentar tu ingesta, y muchas de las variedades más comunes son fuentes dignas de este mineral.

Frescas

Las hierbas frescas proporcionan una buena dosis de magnesio y potencian el sabor de tus comidas favoritas, también. Una porción de 50 gramos de romero fresco, alrededor de 1/4 de taza, proporciona 46 miligramos de magnesio. Este es alrededor del 14 por ciento de los 320 miligramos que las mujeres necesitan cada día y el 11 por ciento de los 420 miligramos que los hombres requieren por día. La misma cantidad de eneldo fresco entrega aproximadamente 28 miligramos de magnesio. Una porción de 1/4 de taza de albahaca fresca proporciona 32 miligramos. La menta fresca, incluyendo la menta y la hierbabuena, son las hierbas frescas adicionales que proporcionan una buena cantidad de magnesio.

Cortadas y secas

No pases por alto las hierbas secas, ya que también son una buena fuente de magnesio. No utilizarás la misma cantidad que con las hierbas frescas, pero las hierbas secas contienen una cantidad concentrada de este mineral esencial. Una porción de 0.5 onzas de eneldo seco proporciona 64 miligramos de magnesio, que es una quinta parte de los requerimientos diarios para las mujeres y el 15 por ciento de las necesidades diarias de los hombres. La misma cantidad de albahaca seca proporciona alrededor de 102 miligramos de este mineral. Una porción de 0.5 onzas de romero seco proporciona 31 miligramos. La salvia seca, perejil y cilantro son hierbas secas adicionales que suministran magnesio.

Un mineral obligatorio

El magnesio mantiene tu cuerpo sano y todos los sistemas en tu cuerpo requieren cantidades adecuadas de este nutriente, de acuerdo con University of Maryland Medical Center. Este mineral esencial apoya la función normal de tu corazón, músculos y riñones, y promueve los huesos y dientes sanos. También es necesario para ayudar a regular los niveles de otros nutrientes esenciales como el calcio, zinc, potasio y vitamina D. La mayoría de las personas no consumen suficiente magnesio, de acuerdo con University of Maryland Medical Center, por lo que añadir hierbas secas o frescas en tu dieta es una manera de aumentar tu consumo.

Hierbas en tu cocina

Añade hierbas frescas picadas a una ensalada verde. Además de aumentar el contenido de magnesio, también van a añadir un sabor especial a las verduras. Reemplaza la lechuga habitual en tu sándwich con hierbas frescas como otra manera de incluirlas en tu dieta. Las hierbas secas son versátiles y las puedes añadir a tu pasta favorita, sopa, guisado y recetas de cazuela.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por barbara obregon