Hidratación para la pérdida de peso

La hidratación adecuada ha sido desde hace mucho considerada como la llave esencial para perder peso, pero la cantidad ideal de consumo sigue estando en debate. El agua es fácil de conseguir y no es costosa, como muchos otros métodos para perder peso, sin embargo, cualquier razón que sugiera que podría ayudar en la pérdida de peso no se toma a la ligera por los que desean mantener un peso óptimo. Existen muchas explicaciones de por qué la hidratación es tan importante.

La importancia del agua


El agua es un supresor natural del apetito.

Casi dos tercios del cuerpo humano están hechos de agua. Su función incluye todo desde remover los desechos y regular la temperatura del cuerpo, hasta lubricar las articulaciones, solo por mencionar algunas. El agua actúa además como un supresor natural del apetito y ayuda al metabolismo. Con todas estas funciones, el consumo de agua es vital para el funcionamiento normal del cuerpo.

Efectos de la deshidratación


La deshidratación crónica se ha ligado a la obesidad.

La falta de agua es perjudicial para tu cuerpo. Si tus niveles de hidratación bajan solo 2%, puedes experimentar pensamientos confusos, falta de concentración y dificultad visual para enfocar. Si sientes fatiga con regularidad a mitad del día y no sabes la razón, la deshidratación puede ser la culpable, lo que además ocasiona que el ejercicio sea difícil de realizar. Cuando no estás hidratado adecuadamente, puedes sentir una ardor en el estómago, similar a la sensación de hambre. Esta sensación te puede llevar por error, hacia el consumo innecesario de calorías. Además se ha ligado a incrementar el riesgo de cáncer, edad prematura, irritabilidad, ansiedad y muchas otras dolencias. La deshidratación crónica se ha ligado a la obesidad.

La ayuda del agua en la pérdida de peso


El agua ocasiona incremento de energía.

De acuerdo con Revive Your Life (Revive tu vida), un estudio conducido por la universidad de Washington encontró que beber una vaso de agua de 8 oz (0,24 l) eliminaba en los sujetos un 98% la sensación de hambre por la noche, y así disminuían el consumo de calorías de los bocadillos nocturnos. El agua puede además ocasionar un incremento en la energía, permitiéndote esforzarte más en tus entrenamientos. El "Journal of Clinical Endocrinology and Metabolism" publicó un estudio en el 2003 examinando el efecto termogénico del agua. Los investigadores, guíados por Michael Boschman, encontraron que el consumo de 16 oz (0,47 l) de agua ocasionó un 30% de incremento en el metabolismo, atribuido mayormente al calentamiento corporal del agua para la temperatura del cuerpo.

Otras bebidas


La cafeína tiene efecto diurético.

El agua pura es la forma más benéfica de líquido para consumir. Las bebidas azucaradas contienen calorías vacías, además pueden ocasionar que al cuerpo le cueste trabajo absorber el agua que necesita. Las bebidas con cafeína pueden incluso ser más perjudiciales debido al efecto diurético de la cafeína, y eso causa que se eleve la cantidad de excreción del agua en el cuerpo.

Recomendaciones


Para pérdida de peso aumenta tu consumo de agua.

El debate por la cantidad exacta que debes consumir continúa. Puedes hacer tu propio juicio basado en los hechos. Cada día exhalamos cerca de dos tazas de agua como vapor. La respiración normal diaria ocasiona la pérdida de dos tazas de agua. Los intestinos y los riñones utilizan seis tazas de agua diaria, aproximadamente, para su funcionamiento normal. Lo que da en total 10 tazas. Cuando le añades ejercicio, incrementas la cantidad mínima de agua que necesita solo para las funciones de un día. Para los beneficios de la pérdida de peso, añádele dos tazas más al total.

Más galerías de fotos



Escrito por whitney dickinson | Traducido por ana laura alvarez