Cómo hervir tetinas de biberones

Los biberones de vidrio o de plástico pueden contener leche extraída del pecho, fórmula, jugo de frutas o agua para refrescar y nutrir a tu hijo. Las botellas simplifican la tarea de alimentar a tu bebé en el camino y permite que hermanos, abuelos y cuidadores de tu hijo puedan compartir las tareas de alimentación. Antes de ofrecer una nueva botella o cuando sientas necesita una limpieza profunda a tu bebé, debes hervir la tetina y la botella para asegurarte de que no se introduzcan gérmenes o sustancias químicas en el organismo de tu hijo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Líquido para máquina lavavajillas
  • Cepillo de botella
  • Olla
  • Cocina
  • Tenazas
  • Toalla limpia

Instrucciones

  1. Lava las tetinas de biberones con jabón para lavar platos y agua tibia antes de hervirlas tanto las nuevas como las viejas en la misma olla. Si observas una acumulación de leche o fórmula apelmazada dentro de un pezón, el California Pacific Medical Center sugiere el uso de un cepillo de botella especial se vende en supermercados o tiendas de alimentación del bebé para fregar el residuo de distancia.

  2. Coloca las tetinas de los biberones en una olla y agrega agua corriente lo suficientemente como para cubrirlas por completo. El sitio web Baby Center insiste en que es importante la utilización de agua suficiente como para garantizar que los pezones permanezcan sumergidos durante todo el proceso de cocción y para que pueda esterilizar dentro y por fuera.

  3. Pon la olla a fuego alto en la cocina para hervir el agua. El California Pacific Medical Center recomienda dejar que las tetinas de biberones se asientan en el agua hirviendo durante al menos cinco minutos para asegurar que los haya esterilizado.

  4. Retira las tetinas de los biberones esterilizados desde el agua caliente con unas pinzas para que no se queme.

  5. Pon las tetinas de biberones en una toalla limpia. El Baby Center recomienda dejarlos secar al aire completamente antes de usarlas. Esto también asegurará que las tetinas no tengan calor residual ni contengan gotas de agua caliente que puedan quemar a tu bebé.

Más galerías de fotos



Escrito por drea christopher | Traducido por nicolás altomonte