Herramientas de evaluación del desarrollo en la infancia temprana

La primera infancia es un período crítico en la vida de un niño durante el cual el lenguaje, la alfabetización, las habilidades motoras, emocionales sociales y precognitivas se están desarrollando. Los padres, médicos y personal de guarderías preescolares necesitan entender cómo un niño se desarrolla para asegurarse de que proporcionan la estimulación de desarrollo apropiada. Las herramientas para evaluar el desarrollo de la primera infancia se encuentran disponibles para ayudar a medir el nivel de crecimiento y desarrollo del niño. Estas herramientas se utilizan para explorar y llevar a cabo actividades de evaluación en curso y para diagnosticar los problemas del desarrollo.

Exploración

La exploración del desarrollo es el proceso de buscar en varias áreas del desarrollo a nivel superficial para determinar si un niño se está desarrollando como se espera. Si un niño no cumple las expectativas en una evaluación de exploración, puede tener un problema de desarrollo, pero no es necesariamente así. La exploración se centra en la búsqueda de niños que podrían beneficiarse de una evaluación más amplia y profunda para determinar si existen retrasos reales en el desarrollo.

Herramientas de evaluación de exploración

Algunas de las herramientas de evaluación de exploración más comunes son: la II Prueba de Exploración de Desarrollo de Denver, Cuestionario de las Edades y Etapas, Revisión de Inventario de Exploración Temprana (IES-R, por sus siglas en inglés), el Perfil de Aprendizaje Temprano de Hawaii (HELP) y los Indicadores de Desarrollo para la Evaluación de Aprendizaje (DIAL). Las herramientas de evaluación son administradas por el personal capacitado. El nivel de capacitación es un entrenamiento básico sobre la forma de administrar la herramienta adecuada, la forma de evolución de los tipos y la forma de determinar la calificación de un niño. La persona que administra la herramienta de evaluación no tiene que ser un experto en evaluación ni en valoración.

Evaluación continua

Según el US Department of Health and Human Services, la diferencia entre la exploración y la evaluación continua es que la primera ofrece una mirada rápida hacia el desarrollo, mientras que la segunda se fija en el desarrollo constante y continuo en el tiempo. La evaluación continua es un proceso que recoge la información sobre los puntos fuertes del niño y sus debilidades, sus niveles de funcionamiento y las características específicas de su aprendizaje o estilo de aprendizaje. Algunas herramientas de evaluación continua están vinculadas a un plan de estudios específico y documentan el progreso en el aprendizaje a través de los objetivos del currículo.

Herramientas de evaluación continua

Algunas herramientas de evaluación continua están alineadas con el currículo específico, como de Alto Enfoque, Currículo Creativo y Construcción de Proyectos. Estas evaluaciones continuas se utilizan para determinar el progreso del niño en el cumplimiento de los objetivos del currículo. Otro proceso de evaluación del desarrollo utiliza la toma de notas anecdóticas, lo cual es un proceso de documentación de los acontecimientos significativos o de los comportamientos observables para proporcionar información continua sobre el progreso del desarrollo. Las herramientas de este tipo de evaluación ayudan a los maestros a identificar lo que el niño sabe y lo que está dispuesto a aprender. Los maestros son entrenados en cómo administrar esta herramienta en relación con el plan de estudios utilizado en el aula. También reciben capacitación sobre cómo tomar notas anecdóticas de calidad y hacer registros.

Evaluación diagnóstica

La evaluación diagnóstica es un proceso que se ve en las áreas de interés específico o mira hacia una amplia gama de desarrollo. Las herramientas de evaluación diagnóstica suelen ser estandarizadas para un gran número de niños, y se asigna una calificación que refleja el desempeño del niño en relación con otros niños de la misma edad, sexo y origen étnico. Una evaluación diagnóstica normalmente se traduce en una etiqueta o diagnóstico que se le da a un niño. Algunas etiquetas comunes están relacionadas con la inteligencia, retraso mental, autismo, problemas de aprendizaje, deficiencias sensoriales (sordos, ciegos) y trastornos neurológicos. Las personas que administran los instrumentos de esta evaluación deben cumplir con las normas estatales y nacionales, tener certificación o licencia.

Herramientas de evaluación diagnóstica

Algunas herramientas de evaluación diagnóstica utilizadas para determinar o identificar problemas de desarrollo son: la Escala Primaria y Preescolar Wechsler de la Inteligencia (WPPSI, por sus siglas en inglés), las Escalas Bayley de Desarrollo Infantil, el electroencefalograma (EEG), Batería de Evaluación Kaufman (K-ABC), el Inventario de Desarrollo Battelle, la Prueba de Vocabulario Gráfico Peabody y la Encuesta de Evaluación de pre-Language (Pre-LAS). Se encuentran disponibles muchas otras herramientas de evaluación de diagnóstico para la primera infancia. El Buros Institute of Mental Measurements at the University of Nebraska publicó el Buros Mental Maturity Yearbook, el cual ayuda a los educadores y otros profesionales de cuidado infantil a elegir una herramienta confiable y de gran prestigio en la comunidad de la evaluación.

Más galerías de fotos



Escrito por mary johnson-gerard, ph.d. | Traducido por mary gomez