¿El té helado puede reemplazar el agua para el cuerpo?

Si bien necesitas agua para mantener tu cuerpo bien hidratado, a algunas personas no les gusta el sabor del agua normal. Si prefieres tomar té helado que agua potable, tienes distintas opciones. El café, las bebidas deportivas, los jugos de frutas, la leche y el té helado, pueden contribuir a las necesidades de agua de tu cuerpo. Por desgracia, muchas de estas bebidas también contienen extras poco saludables, como cafeína, sodio y azúcar, que pueden sabotear tu dieta y poner en peligro tu salud en general.

¿Por qué hidratarnos?

Tu cuerpo necesita agua para funcionar correctamente. El agua limpia las toxinas de tu sistema, lleva los nutrientes a las células y ayuda a tu cuerpo a mantener la temperatura adecuada. Aunque el agua constituye alrededor del 60% de tu peso corporal, lo pierdes constantemente durante el día cuando sudas, respiras y vas al baño. Si no reemplazas el agua perdida, tu cuerpo puede deshidratarse. La deshidratación puede plantear graves complicaciones potencialmente mortales si no se tratan.

¿Cuánto debo beber?

Aunque muchos médicos recomiendan beber de seis a ocho vasos de agua u otros líquidos al día, esto es más una guía que un requisito exacto, según la American Academy of Family Physicians. Tus necesidades de hidratación reales dependerán del clima en el que vives, tu edad y condición física. Las personas que viven en climas especialmente fríos o que ejercitan con frecuencia a menudo necesitan más agua que las personas más sedentarias que viven en lugares de clima templado. La mayoría de las personas saludables pueden mantenerse hidratadas, siguiendo las señales de sus cuerpos y beber cuando tienen sed. La orina de una persona bien hidratada es normalmente transparente o amarillo claro, no muy amarillo, ni oscura.

Cafeína

Las bebidas con cafeína pueden contar para tus necesidades diarias de líquidos, pero las cantidades excesivas de cafeína pueden ponerte nervioso. También pueden hacer que orines con más frecuencia, lo que puede conducir a la deshidratación. Limita su consumo de cafeína a una cantidad moderada, alrededor de 200 a 300 mg al día. Después de eso, opta por té helado a base de hierbas o descafeinado.

Té helado embotellado

El té helado hecho en casa sin azúcar no contiene calorías, pero los que están disponibles comercialmente y embotellados, a menudo contienen altos niveles de sodio, azúcar, jarabe de maíz, edulcorantes artificiales y otros aditivos. Dado que estas bebidas frecuentemente vienen en grandes contenedores, puedes no darte cuenta la cantidad de calorías extra que añades a tu dieta. En lugar de comprar estas bebidas, ten una jarra de té casero sin azúcar en tu refrigerador. Agrégale sabor con limón u hojas de menta.

Más galerías de fotos



Escrito por erin carson | Traducido por sofia loffreda