¿Hay vitaminas que pueden elevar las plaquetas?

Las plaquetas o trombocitos son células que son vitales para la capacidad de la sangre para coagularse. Mientras que un recuento bajo de plaquetas o trombocitopenia, puede resultar de una variedad de condiciones, una variedad de suplementos de vitaminas pueden ayudarte a prevenir y tratar esta afección. A pesar de la capacidad de algunas vitaminas para aumentar el conteo de plaquetas, no deberías usar estos suplementos para sustituir los tratamientos farmacéuticos.

Vitamina C

La vitamina C, también conocida como ácido ascórbico, está involucrada en la producción y mantenimiento de los tejidos del cuerpo. Además, esta vitamina se vincula a un número de propiedades de estimulación inmunológica. Como tal, puede no ser una sorpresa que Atsushi Hirano e Hiroshi Ueoka de la Okayama University Medical School en Okayama, Japón, encontraran que el uso de suplementos de ácido ascórbico son eficaces en el tratamiento de los recuentos de plaquetas crónicamente bajos, en un estudio realizado en 2007. Al tomar suplementos de vitamina C o comer alimentos ricos en esta, como frutas cítricas, puedes ser capaz de aumentar el recuento de plaquetas.

Vitamina D

Al igual que la vitamina C, la vitamina D juega un papel en el desarrollo saludable de los huesos y el mantenimiento y la reparación de las células inmunes. Mientras que la Platelet Disorder Support Association o PDSA, recomienda suplementos de vitamina C y vitamina D para ayudar a evitar los trastornos plaquetarios bajos, los suplementos de vitamina D sólo pueden ser eficaces si tu conteo bajo de plaquetas se debe a una deficiencia de vitamina D. Sin importar si aumenta o no tu recuento de plaquetas, un informe de 2008 de los doctores John Cannell del Vitamin D Council y Bruce Hollis, de la Medical University of South Carolina en Charleston, Carolina del Sur, recomienda la vitamina D en el tratamiento de la disminución de las plaquetas. Además de los suplementos, las buenas fuentes de vitamina D incluyen la leche fortificada y la exposición a la luz solar.

Vitamina B12

Uno de los síntomas de un bajo conteo de plaquetas es la deficiencia de vitamina B12. Como tal, la vitamina B12 puede jugar un papel similar a la vitamina D, que ayuda a aumentar el recuento de plaquetas si el recuento bajo de estas está relacionada con una deficiencia de la vitamina. Avalado por el PDSA, el papel de los suplementos y alimentos ricos en vitamina B12 como pescado, huevos y productos lácteos en el aumento de tu conteo de plaquetas es señalado por los National Institutes of Health Office of Dietary Supplements. Sin embargo, debido a los efectos negativos del exceso de vitamina B12 en la capacidad de coagulación de la sangre, no debes exceder la dosis diaria recomendada, a menos que te lo recomiende tu médico.

Vitamina K

Aunque que la vitamina K puede no influir directamente en tu conteo de plaquetas, esta es esencial para la capacidad de la sangre para coagularse. De hecho, el nombre "vitamina K" proviene del alemán "Koagulationsvitamin", destacando el papel de esta vitamina en la coagulación de la sangre. Avalado por el PDSA, el uso de la vitamina K para ayudar a tratar los trastornos plaquetarios bajos es común. Se encuentra en alimentos como el hígado, el brócoli y los espárragos, la vitamina K puede ayudar a reducir tu riesgo de sangrado excesivo debido a un recuento bajo de plaquetas, lo que aumenta tus posibilidades de ser tratado con eficacia y recuperarte de esta condición.

Más galerías de fotos



Escrito por matthew lee | Traducido por maría j. caballero