Cómo hacer: parada de antebrazos en yoga

Pincha Mayurasana, también conocido como "parada de antebrazo", desafía a los yoguis para impulsar su práctica a un nivel superior. El nombre sánscrito de la pose significa "pluma de pavo real", y puedes sentirte ligero como una pluma mientras la haces. Según LoveMyYoga.com, la parada de antebrazo fortalece los brazos y los hombros, ayuda a la digestión e incluso ayuda a aliviar la depresión. Muchas personas comienzan tratando de patear hacia la postura, lo cual está bien si sólo quieres tener una una idea de las inversiones. La forma correcta de lograr la parada de antebrazo, sin embargo, es ajustando tu centro y levantando las piernas lentamente.

Nivel de dificultad:
Difícil

Necesitarás

  • Estera de yoga

Instrucciones

  1. Calienta antes de intentar la parada de antebrazo con tu práctica habitual de asanas. Haz las inversiones en el final de tu práctica, que debe durar por lo menos una hora.

  2. Enfrenta la pared, coloca tus manos sobre tu estera de yoga. Coloca tus dedos a aproximadamente 6 a 12 pulgadas de la pared, moviéndote más cerca o más lejos de la pared si lo sientes más cómodo.

  3. Descansa los codos y las rodillas sobre la colchoneta con los codos en línea con los hombros. Extiende las piernas hacia el perro boca abajo, manteniendo los antebrazos en el suelo.

  4. Camina todo lo que puedas hacia tus manos. Ajusta tu bandha, o músculos del centro, a medida que tus pies se acercan a tus manos. Levanta el cuello para que tu cara quede paralela al piso.

  5. Levanta la pierna derecha en el aire, llevando la cadera a la misma línea que tu torso. Levanta la cadera izquierda tanto como puedas en el aire sin que ruede hacia los lados. Mantén los dedos de tu pie izquierdo en el suelo y tu centro ajustado.

  6. Ajusta tu centro con la mayor fuerza posible para levantar el pie izquierdo en el aire, juntándolo con el derecho.

  7. Sostén la posición durante 30 segundos. Baja el pie izquierdo al suelo, y luego el derecho. Dobla las rodillas y descansa en la postura del niño relajado.

Más galerías de fotos



Escrito por s.r. becker | Traducido por martin santiago