¿Las golosinas hacen que aumente de peso?

Cualquier persona que gana unas cuantas libras puede sentir la tentación de señalar con el dedo a una fuente en particular. Se podría pensar, "es el helado que como de postre" o "la cucharada extra de mantequilla de maní que como directamente del frasco." Al añadir calorías a tu dieta sin duda te hace aumentar de peso, que no siempre resulta en una sola comida, incluso si ese alimento es dulce.

Las calorías cuentan

Si ganas o pierdes peso depende de la cantidad de calorías que ingieres contra la cantidad de calorías que quemas. En teoría, una persona muy activa que sólo come golosinas podría perder peso y una persona sana que come una dieta llena de alimentos nutritivos podría ganar varias libras con el tiempo. Aun así, es cierto que mientras más calorías comes, más probabilidades tendrás de ganar peso, y los dulces no son libres de calorías. Las barras de chocolate, incluso las barras de chocolate negro, pueden tener 200 calorías o más por porción, así que dependiendo de qué más comes o no comes y tu nivel de actividad, es posible que puedas subir de peso por comer chocolate u otros dulces.

La ciencia dice...

Hay información contradictoria acerca de si el consumo de dulces está vinculado al aumento de peso o no. En un artículo de 2011 en la revista "Food & Nutrition Research", científicos publicaron los resultados afirmando que los niños y adolescentes que consumían regularmente dulces eran un 22 a 26 por ciento menos propensos a tener sobrepeso u obesidad, a pesar de tener un mayor número de las calorías totales. Sin embargo, en una entrevista de 2011 a CBS News, el autor y profesor de ciencias nutricionales Brian Wansink declaró: "Tener un plato de dulces sobre la mesa [puede] resulta en las personas aumentando alrededor de siete libras más en el transcurso de un año de lo que lo harían de otra manera".

Observaciones nutricionales

Todos los alimentos contienen calorías, pero los alimentos que están llenos de nutrientes son propensos a llenarte durante más tiempo y proporcionar la energía necesaria para las actividades diarias.Weight-Control Information Network sugiere que las personas que están tratando de perder o mantener el peso deben evitar los dulces, ya que contienen una gran cantidad de calorías y un pequeño número de nutrientes. En muchos dulces, la mayoría de las calorías provienen del azúcar. Mientras que la posible relación entre el consumo de azúcar y el peso corporal no se ha demostrado científicamente, el asistente de investigación Huifen Wang de University of Minnesota dijo a university’s School of Public Health en 2011 que el consumo de azúcar es al menos un factor que contribuye al aumento de peso.

Conclusión

Los dulces ciertamente no te ayudarán a perder peso, pero no son necesariamente los culpables de que estés ganando peso. Tu dieta en general contribuye a la ganancia o pérdida de peso que experimentas, así como tu edad, el metabolismo, los genes y el nivel de actividad física. Antes de hacer grandes cambios en la dieta o de comenzar cualquier plan para bajar de peso, habla con tu médico.

Más galerías de fotos



Escrito por carly schuna | Traducido por florencia melloni