Como hacer un giro con voltereta hacia atrás

Un giro con voltereta hacia atrás es una secuencia de maromas que requiere de coordinación, técnica y practica. Esta secuencia también puede aumentar tu puntuación durante una carrera libre o una batalla de baile. Esencialmente, te impulsas hacia adelante después de un giro con una mano, caes sobre tus pies y brincas nuevamente para realizar una voltereta completa hacia atrás. La mejor manera de dominar esta secuencia es dividiéndola en pequeñas partes. Como los eslabones en una cadena, cada paso contribuye a la eficiencia del siguiente.

Nivel de dificultad:
Difícil

Necesitarás

  • Un espacio libre
  • Habilidades básicas de caída

Instrucciones

    El giro

  1. Gana impulso dando algunos pasos largos fuertes hacia adelante. Utiliza los movimientos de fuerza contraria. Un par de pasos rápidos son mejor para la secuencia que emprender una carrera larga. Utiliza tus brazos, no solo los dejes caer a los costados. Conforme tu pierna izquierda se vaya levantando, levanta tu brazo derecho al mismo tiempo. Repite el mismo movimiento con tu pierna derecha y tu brazo izquierdo.

  2. Levanta tu pierna izquierda hacia adelante en un ángulo de 90 grados respecto a tu cuerpo. Trata de no elevar tu rodilla más arriba de la altura de tu cintura. No necesitas saltar alto para anticipar un despegue poderoso. La parte más importante del obstáculo de la pierna guía es para darte un mayor movimiento hacia adelante. Levanta ambas manos sobre tu cabeza. Ahora tu cuerpo deberá estarse inclinando ligeramente hacia adelante.

  3. Dobla la cintura y coloca tus manos en el suelo. Coloca la mano izquierda en el piso a un ángulo de 45 grados para que tu cuerpo gire. Lanza las piernas al aire y junta los pies sobre tu cabeza. Brinca con las manos y aterriza con los pies en el suelo

    La voltereta

  1. Dobla tus rodillas y mantén la espalda derecha. Después, brinca de manera vertical tan alto como puedas. Eleva tus brazos sobre tu cabeza en un movimiento circular hacia adelante. Te podría ayudar a realizar este movimiento si piensas que estas haciendo la ola en un estadio deportivo. Viaja en el momento del giro libre para hacer saltar a tu cuerpo en el aire.

  2. Endereza tu espalda y las piernas conforme tu cuerpo se eleve en el aire. Evita la tentación de enrollar tu cuerpo en una bola. Mantén tu cabeza de manera neutral y dirige tu mirada siempre hacia el frente. Concéntrate en viajar derecho hacia arriba y no te apresures en los otros pasos de la voltereta. Mientras mas alto saltes en el aire, más larga podrás hacer la voltereta.

  3. Baja tus brazos en posición de crucifijo cuando hayas alcanzado la mayor altura del brinco. Tus brazos deben estar apuntando hacia los lados de tu cuerpo, como en una cruz. Arquea tu espalda rápidamente y hunde tu cabeza hacia atrás. Después, eleva tus pies rápidamente sobre el centro de gravedad de tu cuerpo, el cual debe ser la cruz de tus brazos.

    El aterrizaje

  1. Visualiza tu aterrizaje viendo al piso tan rápido como hayas terminado la rotación. Mantén tus brazos estirados a tus costados o ligeramente arriba de tus hombros en forma de Y. No agites los brazos. Es un signo claro de pánico y significa que has perdido el sentido de conciencia cinestésica.

  2. Mantén tu cuerpo en un ángulo de 60 a 80 grados cuando hayas completado la voltereta hacia atrás. No acerques el aterrizaje en un ángulo muy superficial o caerás hacia adelante con la cara. Si aterrizas en un ángulo de 90 grados, llevaras todo el impulso de manera recta al piso y esto podría ocasionarte una lesión en tus pies y piernas. Si sobre-giras en tu aterrizaje, esto te ocasionará que caigas de espaldas y posiblemente que te golpees la cabeza. Así que encuentra el mejor lugar entre 60 y 80 grados.

  3. Flexiona las rodillas y aterriza en el suelo. Realiza el impacto con la punta de los pies y rueda el pie hacia atrás en dirección al talón. Extiende tus brazos para equilibrarte, utilizándolos para estabilizar la parte superior de tu cuerpo mientras aterrizas.

Consejos y advertencias

  • Practica cada paso de esta secuencia por separado. Utiliza trampolines y tapetes de espuma para ayudarte. No te apresures a hacer todo junto hasta que hayas hecho cada paso muchas veces. También, tratar de ser consciente de tus pies y ponerlos en punta durante la voltereta, agregara más estilo a tu secuencia.
  • La secuencia se debe hacer solo en ambientes controlados y bajo la supervisión de atletas profesionales. Una vez que empieces con esta secuencia, es difícil detener el impulso. Asegúrate de practicarlo en una superficie larga y suave. Un resbalón en la grava o en un piso irregular puede lastimarte.

Más galerías de fotos



Escrito por frederick s. blackmon | Traducido por arcelia gutiérrez