¿Por qué la gente con sobrepeso pierde peso más rápido?

En un concurso de pérdida de peso, la obesidad mórbida tenía una ventaja sobre aquellos menos corpulentos, ya que pueden eliminar la grasa más rápidamente. Esta es la razón por la que concursos, como "The Biggest Loser", utilizan porcentajes de pérdida de peso para conocer el progreso en lugar de simplemente contar los kilos perdidos. La biofísica y una historia de malas decisiones, por extraño que parezca, le dan a las personas con exceso de peso una mayor oportunidad de perder peso con mayor velocidad que sus equivalentes más delgados.

Fundamentos de la pérdida de peso

La gente pierde peso al disminuir la cantidad de calorías que consumen y al aumentar la cantidad de calorías que se queman al hacer ejercicio. Por cada 3.500 calorías que quemas mediante el ejercicio y no utilizas como energía, pierdes aproximadamente una libra de grasa. Esto significa que la creación de un déficit de 1.000 calorías por día resulta en una pérdida de 2 libras por semana.

Estilo sedentario de vida

Las personas obesas tienden a llevar estilos de vida más sedentarios. La falta de actividad física no sólo parece contribuir al riesgo de aumentar de peso, sino que también contribuye a una falta constante de motivación por ser físicamente activo. En general, los que son obesos tienden a ser inactivos, por lo que incluso una modesta cantidad de ejercicio puede representar un aumento significativo en la actividad que realizan y en la quema de calorías.

Mayor masa

Las personas con sobrepeso tienen una mayor masa, por lo que la biofísica está a su favor al hacer ejercicio. Cuanto más pesa una persona, más calorías son las que quema al hacer actividad. Tienen una mayor masa que propulsar, por lo que se requiere más energía para mover dicha masa. Una persona de 150 libras quema aproximadamente 236 calorías caminando a 3 mph durante 60 minutos; le tomaría más de dos semanas de caminatas diarias de una hora de duración para quemar 1 libra. Una persona de 250 libras quema 393 calorías en 60 minutos de caminata al mismo ritmo que el caso anterior, así quemaría 1,7 libras en el mismo periodo de tiempo. Por supuesto, le habría costado más trabajo, porque había más peso que mover.

Mayor metabolismo básico

La tasa metabólica basal, o BMR, es el número de calorías que quemas al mantener las operaciones de tu cuerpo a lo largo del día al descansar. Incluso cuando está inactivo, tu cuerpo quema calorías a través del funcionamiento del cerebro, los pulmones, el corazón, los riñones y otros órganos, y también utiliza energía al reparar y reemplazar las células y tejidos. Los cuerpos de mayor tamaño tienen mayores costos en energía. Cuanto más peso, más calorías se queman, incluso cuando se tiene un estilo de vida completamente sedentario. Una mujer de 1,60 m, de 40 años de edad, que pese 150 libras tiene un metabolismo basal de 1.433 calorías, de acuerdo a las estimaciones de la calculadora de calorías en ExRx.net. Su homólogo de 250 libras tiene un metabolismo basal de 1.863 calorías, una diferencia de 430 calorías. Si ambos fueran bajo la misma dieta baja en calorías, la mujer más pesada tendría un mayor déficit de calorías entre lo que coma y lo que necesita para mantener su peso. La mujer más pesada podría perder hasta 1 libra más cada ocho días a causa de su mayor metabolismo.

Más malos hábitos de alimentación

Las personas con sobrepeso han estado participando en un exceso de calorías, probablemente durante años. En cuanto a los malos hábitos alimenticios y al tratar de identificar los alimentos ricos en calorías y así eliminarlos de sus dietas, las personas con sobrepeso tienen lo que se puede considerar como un objetivo rico en elementos. Ellos probablemente tienen ciertos alimentos ricos en energía que contribuyen a desproporcionar su consumo de calorías. Por ejemplo, una persona con sobrepeso que beba un litro de refresco al día puede bajar de 400 a 500 calorías al día, simplemente al reemplazar la soda llena de azúcar con puro té, agua o soda baja en azúcares. Aquellos con mejores hábitos deben cuidarse más para identificar los alimentos ricos en calorías y poco nutritivos y así eliminarlos de sus dietas. De la misma forma, una persona obesa acostumbrada a comer 3.000 calorías al día perderá peso mucho más rápido cuando descienda a una ingesta calórica más normal de 2.000 calorías por día, que una persona más delgada que ya está a un régimen de poco más de 2.000 calorías diarias.

Más galerías de fotos



Escrito por jon williams | Traducido por eduardo sanchez