¿Por qué la gente se perfora las orejas?

Una perforación en la oreja requiere que uses un pendiente de metal que atraviesa el lóbulo o pabellón auricular. Este tipo de trabajo se debe realizar en un entorno seguro y estéril, de preferencia por un artista certificado de las perforaciones corporales. Muchos adultos y niños buscan perforarse las orejas, aunque en la mayoría de los estados del territorio de los Estados Unidos se exige que los menores de 18 años obtengan primero un permiso de sus padres.

Historia

Las perforaciones son una de las formas más originales y creativas de decorar el cuerpo. Uno de los cuerpos momificados más antiguos jamás descubiertos, el hombre de hielo Otzi, que fue encontrado en Austria, llevaba una perforación en la oreja. En algún momento de la historia, los seres humanos utilizaron las perforaciones como una manera de modificar la apariencia individual o de representar su autoridad dentro de sus tribus y comunidades. En el año 1440 a.C., los siervos hebreos llevaban las orejas perforadas para identificarse a sí mismos como pertenecientes a una determinada familia. Ya en el mundo moderno, este tipo de perforaciones se han convertido en una declaración de moda y estilo.

Tipos de perforaciones

El lóbulo inferior es el lugar más común para perforar la oreja. También se puede optar por tener un segundo agujero directamente por encima de la perforación realizada en el lóbulo. Esto se hace principalmente por propósitos de moda, ya que esto permite usar múltiples aretes o un broquel unido a un aro por medio de una cadena. Otras áreas que se pueden perforar incluyen la zona helicoidal o hélix, la concha (el área en el centro de la oreja), el trago y el antitrago (la pequeña protuberancia cerca del borde exterior del canal auditivo). Casi cualquier área externa de la oreja pueda ser perforado. Un pendiente tipo barra (llamado comúnmente industrial) que se conecta a través de la parte inferior de la hélix superior, requiere de un tipo de perforación especial que es muy solicitada.

Simbolismo

Aunque la mayoría de las personas perforan su orejas y otras partes de su cuerpo sin cuestionar significados ni implicaciones, es posible asociar una perforación con un acontecimiento o convertirla en un símbolo. Quizá tú y tu pareja quieran hacerse una perforación para simbolizar la unión y la afinidad en su relación. Si eres una persona soltera, puedes optar por perforarte las orejas para abrazar tu pasado como sobreviviente del abuso o de una relación problemática. Muchos padres obsequian a sus hijas juegos de pendientes con su piedra de nacimiento después de una ceremonia de bautizo o comunión. Como padre o madre, quizá quieras hacer perforar las orejas de tu hija tan sólo unos pocos días después de su nacimiento para que pueda usar unos aretes nuevos o heredados de gran valor para los acontecimientos religiosos que están en camino.

Tipos de pendientes

Las perforaciones corporales y de la oreja están destinadas a hacer una declaración de moda. No todos los pendientes que se utilizan son broqueles tipo tornillo. Es posible usar aretes en una variedad de estilos que se adaptarán a tu estado de ánimo o atuendo. Las opciones populares incluyen barras, aros y ojales o expansores. Las barras se colocan a través del cartílago. Los aros también se pueden conectar a través de dos agujeros en el cartílago o por un solo lado en la zona del lóbulo. Los ojales o expansores son un tipo de tarugo o taquete que cabe en el lóbulo de la oreja. El calibre del expansor incrementa la profundidad y extiende el diámetro de la perforación.

Riesgos

Debido a que la perforación de la oreja es un procedimiento que consiste en realizar una punción en la piel, hay algunos riesgos implicados. De acuerdo con la Association of Professional Piercers, cuando la perforación se lleva a cabo, a veces la pistola de perforación puede atascarse a mitad de camino a través del tejido. Esto puede causar incomodidad, dolor y gran tensión en la zona. Si la oreja ha sido perforada previamente, existe un gran riesgo de que se forme una cicatriz hipertrófica o lo que se conoce como condritis auricular -una infección que puede desfigurar el cartílago y el tejido de la oreja-. De hecho, puedes ser susceptible de contraer esta infección con cualquier tipo de perforación. Mantener el área limpia y permitir que la perforación inicial sane correctamente, te ayudará a minimizar el riesgo de infección.

Más galerías de fotos



Escrito por julie boehlke | Traducido por pei pei