Fuentes alimenticias de betaína

La betaína, una sustancia que se encuentra naturalmente en algunos alimentos, desempeña un papel en la reducción de los niveles de homocisteína en la sangre, según los National Institutes of Health. La homocisteína es una sustancia tóxica en el cuerpo que puede conducir a la osteoporosis y problemas cardiacos. La betaína tiene un papel en el apoyo adecuado de la función hepática, evitando la fatiga y los coágulos de sangre. La betaína se puede tomar en forma de suplemento o derivados de los alimentos.

Alimentos de trigo integral


El pan integral.

Según el USDA, los alimentos que contienen betaína incluyen panes integrales y cereales. Los alimentos integrales son aquellos que no han sido despojados de su grano exterior natural y no son refinados. Algunas buenas fuentes son el pan de trigo integral y cereales integrales. Otras fuentes incluyen la avena, la cebada, quinua y arroz integral. La inclusión de estos alimentos en la dieta diaria puede ayudar a aumentar el contenido de betaína en el cuerpo.

Las remolachas


Remolachas frescas.

El USDA reconoce la remolacha (beet) como fuente de betaína, que indica que se ha demostrado que proporciona anti-inflamatorio, antioxidante y apoyo de desintoxicación en el cuerpo. La betaína se concentra en la cáscara y la pulpa de la remolacha que hacen de este alimento una buena adición a la dieta. Las remolachas se pueden hervir y añadir a las ensaladas junto con verduras frescas y nueces para una comida sana y rica en nutrientes.

Espinacas


Espinacas frescas.

La espinaca es una verdura sana que puede ser cocinada al vapor o se comen crudas. El USDA establece que la espinaca es una de las principales fuentes de alimento de betaína. Debido a su contenido de betaína, la espinaca puede ser una buena comida en la protección contra los niveles elevados de homocisteína, la fatiga y la osteoporosis. La adición de espinacas a un sándwich preparado con pan integral puede combinar dos buenas fuentes de betaína para una comida rica en nutrientes.

Más galerías de fotos



Escrito por jill andrews | Traducido por gabriela nungaray