Frustraciones de criar un niño con ADHD

Educarte a ti mismo y hacer lo que puedas para reducir o prevenir los síntomas en tu hijo con el trastorno de déficit de atención/hiperactividad te ayudará a mantenerte saludable y le da a tu hijo las herramientas necesarias para la vida independiente, de acuerdo con HelpGuide.org. Recuerda que tu hijo no se comporta mal deliberadamente, sino que hay que darle las habilidades para comportarse adecuadamente. La noticia desalentadora para los padres es que es tu responsabilidad de ayudar a llevar a cabo estas conductas mejoradas.

Comportamientos

Los niños con TDAH tienen un aluvión de comportamientos que pueden perturbar la vida familiar. Los niños con TDAH son impulsivos y pueden interrumpirte cuando estás en el teléfono o cocinando la cena. Ellos se distraen con facilidad y podrían dejar un lío para que lo limpies tú o requerirá atención adicional para completar las tareas escolares. Los niños con TDAH pueden no seguir las instrucciones a menudo porque no te están escuchando. Todos estos comportamientos hacen que sea difícil mantener la disciplina en el hogar y en la escuela.

Funcionamiento Ejecutivo

Según HelpGuide.org, los niños con TDAH tienen dificultad con funciones ejecutivas, que es la capacidad de organizar la información o el control de los impulsos. Puedes notar, por ejemplo, que tu hijo pierde a menudo la tarea, no mantiene su habitación limpia, lanza rabietas o no muestra inhibición antes de cruzar la calle. Debido a que tu hijo tiene problemas con esas tareas, la responsabilidad suele recaer sobre ti como padre para ayudar a tu hijo con el funcionamiento diario. Con el tiempo, tu hijo incorporará esas habilidades y las realizará por su cuenta, pero se necesita práctica y el tiempo de los padres para que esto ocurra.

Salud mental de los padres

Criar a un niño con TDAH es física y psicológicamente agotador, según HelpGuide.org. Puedes sentir la necesidad de vigilar constantemente a tu hijo, proporcionar redirección o pedir disculpas a los extraños por el comportamiento extraño de tu hijo. HelpGuide.org también señala que a veces la falta de conexión entre tu personalidad y la de tu hijo hace que sea difícil para él aceptar quién es. Puedes encontrar que te frustras con facilidad con el comportamiento de tu hijo, que a menudo conduce a la ira, y como padre, puedes sentirte culpable por estar enojado con tu hijo. Según una investigación realizada por el psicólogo Candice Odgers de la Universidad de California, Irvine, el estado de ánimo de los padres se ve afectado por el comportamiento de sus hijos, y el vínculo es más fuerte cuando los padres tienen niños con TDAH. Estos problemas psicológicos pueden ser tratados a través de terapia o de relevo.

Comparaciones

Uno de los hechos más difíciles que una madre de un niño con TDAH debe aceptar es que su hijo es diferente de la "norma". Puede ser muy fácil mirar al hijo de tu amiga y compararlo con tu propio hijo, según un artículo publicado en PsychologyToday.com. Se podría pensar, "¿Por qué mi hijo no puede escuchar y seguir instrucciones al igual que sus compañeros?", Que conduce a la frustración, y tu hijo puede sentir esas emociones en ti. PsychologyToday.com sugiere dejar ir la competencia. Deja que tu hijo sea lo mejor que puede ser, sin preocuparte, y es más probable que tenga éxito. Muchos padres reportan también las miradas de desprecio de los extraños cuando su hijo tiene una rabieta en público. Rodearte de otros padres de niños con TDAH podría ayudar a hacer frente a estas conductas frustrantes.

Más galerías de fotos



Escrito por cara batema | Traducido por roberto garcia de quevedo