¿La frecuencia cardíaca puede predecir el sexo de un bebé?

¿Niño o niña? Tal vez es la pregunta más común de las mujeres embarazadas, y más de una mujer embarazada espera conocer el sexo de su bebé con casi tanta anticipación que la fecha de parto. Antes del parto, un ultrasonido es el método más comúnmente utilizado para saber si vas a tener un niño o una niña, aunque no con el 100 por ciento de exactitud. Es un mito del embarazo que la frecuencia cardíaca del feto puede predecir el sexo.

Datos sobre la frecuencia cardíaca fetal

Una frecuencia cardíaca normal para un bebé no nato está entre 120 y 160 latidos por minuto, según escribe la Dra. Larissa Hirsch en el sitio web KidsHealth. Según el mito, una mujer probablemente tendrá una niña si la frecuencia cardíaca del bebé es de 140 latidos por minuto o más rápidos, y una frecuencia cardíaca inferior a 140 latidos por minuto indica que es un niño. Según el "New York Times" no está claro cómo se produjo el mito, pero después de la concepción, los corazones de los bebés por lo general laten a un ritmo de alrededor de 85 latidos por minuto, lo que aumenta 3 lpm cada día durante el primer mes de embarazo hasta que llegue a alrededor de 175 latidos por minuto. Después del primer mes, el ritmo cardíaco se ralentiza entre 120 y 160 latidos por minuto.

Cambios en la frecuencia cardíaca

La frecuencia cardíaca es un modo impredecible de determinar el sexo de tu bebé, ya que el número de latidos por minuto varía en función de diferentes escenarios. Por ejemplo, el número de latidos puede diferir de una visita prenatal a la siguiente, de acuerdo con KidsHealth. El nivel de actividad de tu bebé y la edad pueden influir en la rapidez a la que late su corazón, lo que significa que el ritmo cardíaco de un bebé puede ser diferente en las distintas partes del día sin importar el género.

Indicios del género

Un ultrasonido puede darte pistas sobre si tu bebé es un niño o una niña. Las imágenes por ultrasonido pueden mostrar los genitales de un bebé antes de nacer, aunque la mayoría de los técnicos de ultrasonido nunca dirán con un 100 por ciento de certeza cuál es el género del bebé. El ultrasonido es una de las formas más precisas para determinar el sexo de tu bebé y, por lo general, se lleva a cabo entre las 18 y las 20 semanas. Una amniocentesis, aunque generalmente se realiza para detectar anomalías, también se puede utilizar para extraer el ADN, que se puede usar para descubrir el género.

Más en que pensar

Aunque puede ser entretenido predecir si vas a tener un niño o una niña contando el ritmo cardíaco, no es una manera científica de determinar el sexo de tu bebé. Si bien no hay una diferencia en la frecuencia cardíaca durante el embarazo que pueda predecir el sexo de un bebé, es interesante tener en cuenta que las frecuencias cardíacas de las niñas son más rápidas durante el parto, pero no hay ninguna explicación de por qué, según el "Wall Street Journal".

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por katherine bastidas