¿Existen tratamientos herbarios para la sarcoidosis?

Ciertas hierbas pueden ser útiles en el tratamiento de la sarcoidosis, que es una enfermedad autoinmune que provoca inflamación en todo el cuerpo. Aunque puede afectar a cualquier órgano, por lo general apunta a los pulmones, la piel y los ganglios linfáticos. Antes de tomar hierbas para tratar la sarcoidosis, habla con tu médico acerca de los posibles efectos secundarios, la dosis adecuada y las posibles interacciones con otros medicamentos.

Cúrcuma

La cúrcuma , también conocida como Curcuma longa, es una hierba que puede ser útil en el tratamiento de la sarcoidosis. De acuerdo con University of Maryland Medical Center (Centro Médico de la Universidad de Maryland), la cúrcuma , un miembro de la familia del jengibre, se ha utilizado durante cientos de años en la medicina ayurvédica y la medicina tradicional china como un anti-inflamatorio para ayudar a tratar varios problemas de salud. Es una planta perenne que crece en las regiones tropicales del sur de Asia, especialmente en India. Tiene un sabor amargo, picante que estimula y apacigua. Crece hasta una altura máxima de unos 6 pies . El rizoma, o tallo subterráneo de la planta , se utiliza con fines medicinales. Ed Smith, un especialista en hierbas y autor del libro "Therapeutic Herb Manual" (" Manual de Hierbas Terapéuticas"), afirma que es un potente antioxidante y anti-inflamatorio que es útil en el tratamiento de diversos trastornos. Si tienes sarcoidosis o ciertos trastornos de la piel , puedes beneficiarte de tomar esta hierba. Sin embargo , sólo debes tomar suplementos de cúrcuma después de hablar con tu médico.

Manzanilla

Dra. Sharol Tilgner, médico naturópata y autora del libro "Herbal Medicine From the Heart of the Earth" ("Medicina Herbaria Desde el Corazón de la Tierra"), afirma que la manzanilla, también conocida como Matricaria recutita, es un analgésico antipirético, anti-inflamatorio cuya acción puede ser atribuida en parte a su capacidad para inhibir el metabolismo del ácido araquidónico. Las cantidades excesivas de este componente pueden aumentar tus niveles de inflamación, lo que agrava los síntomas relacionados con la sarcoidosis. Tilgner señala que la manzanilla, un miembro de la familia del aster, contiene varios constituyentes anti-inflamatorios, incluyendo alfa-bisabolol y camazuleno. Es una planta nativa de Europa, el norte de África y algunas partes de Asia. Tiene un sabor dulce y ligeramente amargo. Las flores frescas o secas de la planta son utilizadas por los profesionales de la medicina botánica para ayudar a tratar muchos problemas de salud, como la sarcoidosis y otras enfermedades inflamatorias.

Goldenseal (Sello de oro)

Goldenseal (sello de oro) es una planta pequeña con hojas dentadas, diminutas flores y frutas parecidas a la frambuesa. Prospera en suelos ricos y condiciones de sombra en el norte de Estados Unidos y el sureste de Ontario, aunque debido a la sobreexplotación, la mayoría de estas plantas se cultivan en granjas en los Estados Unidos, especialmente en las montañas Blue Ridge de Carolina del Norte. Goldenseal (sello de oro) también conocida como Hydrastis canadensis, pertenece a la familia de los ranúnculos y tiene un sabor amargo. La raíz de la planta se utiliza para fines medicinales. Según Tilgner, es una alterativa que ayuda a limpiar, revitalizar y nutrir tus fluidos linfáticos y limpiar tu sangre, lo que puede ser útil en la lucha contra los síntomas de la sarcoidosis, sobre todo los problemas del sistema linfático. Si estás embarazada, advierte Tilgner, debes evitar tomar esta hierba, debido a su capacidad para estimular el útero. Consulta a tu médico para obtener una autorización médica antes de tomar suplementos de goldenseal (sello de oro).

Más galerías de fotos



Escrito por martin hughes | Traducido por barbara obregon