¿Puede el exceso de ejercicio afectar a tus riñones?

El exceso de ejercicio puede afectar negativamente tu cuerpo. En general, el ejercicio es bueno para los riñones y ayuda a mantener un peso y el corazón saludable. Si estás ejercitándote más de tres horas al día, de acuerdo con la dietista Sanjana Shenoy, estás trabajando demasiado y puedes comenzar a ver las repercusiones. El exceso de ejercicio puede causar niveles bajos de sodio y malnutrición, que afecta negativamente a los riñones.

El ejercicio y tus riñones

Los aeróbicos que son la mejor forma de ejercicio ayudarán a tus riñones, y los ejercicios puede incluir caminar, montar en bicicleta, nadar, correr y cualquier otra forma de trepidante cardio. Los aeróbicos pueden ayudar a prevenir la diabetes tipo 2, una causa número uno de la insuficiencia renal, ayuda a disminuir la presión arterial y el colesterol, disminuye la frecuencia cardiaca en reposo y mejora el sistema inmunológico. En un estudio de mayo de 2008 de la "Clinical Journal of Sport Medicine", el ejercicio también mostró que ayuda a prevenir el daño renal que se produce con el envejecimiento. Los médicos probaron la función renal de los participantes y sus niveles de creatinina, un producto de desecho. Los que se ejercitaban regularmente tenían niveles más bajos de creatinina y tenían los riñones que eran más capaces de limpiar la creatinina de la sangre.

Efectos del exceso de ejercicio

Ejercitarse más de tres horas al día puede ser perjudicial para tu salud, especialmente si no estás supliendo las calorías que has quemado con el consumo de calorías adicionales. Cuando el cuerpo no tiene suficientes nutrientes, no puede realizar funciones básicas correctamente, incluyendo la función de tus riñones. Los riñones ayudan a limpiar las toxinas de tu cuerpo, regular la concentración de ácido y mantener el equilibrio hídrico. La desnutrición y deficiencia de vitaminas o nutrientes aumentarán el riesgo de infección en los riñones, y por lo tanto aumentará el riesgo de daño o el fallo de los riñones.

El ejercicio y el consumo de agua

El ejercicio en exceso puede dar lugar a un exceso de consumo de agua. Durante el ejercicio, los riñones están trabajando para excretar el exceso de líquidos. Si los riñones no pueden mantenerse al día con la ingesta de líquidos, el exceso de agua se moverá a las células, incluyendo las células del cerebro, que puede ser fatal. Según Watercure.com, 13 por ciento de los corredores probados consumen demasiada agua, lo que resulta en niveles de sodio anormalmente bajos, lo que los puso muy enfermos.

Recomendaciones

Shenoy recomienda hacer ejercicio por lo menos tres días a la semana durante 30 minutos y un máximo de 60 minutos de ejercicio moderado a vigoroso a diario. Tu entrenamiento debe ser agradable, en lugar de sentirlo como una tarea, y si te saltas una sesión de ejercicios, normalmente no debe sentirte culpable. Estos son signos de exceso de ejercicio, que se deben abordar con el médico. Si tienes un trastorno renal o enfermedad renal, habla con tu médico antes de realizar cualquier cambio de ejercicio. Si estás autorizado para el ejercicio, considera trabajar con otras personas para evitar la sensación de aislamiento que a menudo puede venir al ser diagnosticado con la enfermedad renal.

Más galerías de fotos



Escrito por jenna morris | Traducido por enrique alejandro bolaños flores