Cómo evitar lastimarte la espalda mientras corres

Mientras corres, la espalda y el núcleo deben sostener la parte superior del cuerpo. Correr con una mala postura puede causar tensión en la espalda o lesiones. Correr de correr pobre también puede causar que el choque de las pisadas viaje por la pierna y finalmente comprima la columna vertebral. Solucionar los problemas de tu forma de correr puede ayudarte a evitar el dolor de espalda y mantenerte corriendo de manera segura. Consulta a tu médico si el dolor de espalda persiste o empeora.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Usa calzado para correr que te queden bien. Si el pie está inestable cuando entra en contacto con el suelo, puede hacer que el resto de tu cuerpo esté inestable también, poniendo más presión sobre tu espalda.

  2. Mantén la espalda recta mientras corres. Esto coloca la presión de manera uniforme a lo largo de tu columna vertebral, en lugar de en unos pocos puntos de presión. Mirar hacia adelante puede ayudar a mantener la espalda en línea.

  3. Fortalece los músculos abdominales si tienes problemas para mantener la espalda recta durante la carrera.

  4. Apunta tu pisada a la tierra con la presión detrás de la bola de tu pie. Aterrizar sobre tus dedos del pie o el talón puede causar que más impacto viaje de la pierna hasta la espalda.

  5. Mantente hidratado con agua o una bebida deportiva mientras corres. La deshidratación puede disminuir la cantidad de líquido en los discos entre las vértebras, lo que aumenta el riesgo de lesión en la espalda.

  6. Consume una dieta saludable y descansa adecuadamente. El sobreentrenamiento o la mala alimentación pueden evitar que tu cuerpo se recupere del estrés de correr.

Consejos y advertencias

  • Consulta con tu médico antes de hacer cambios importantes en tu rutina de ejercicios.

Más galerías de fotos



Escrito por chris daniels | Traducido por natalia pérez