¿Las estocadas (lunges) y sentadillas (squats) adelgazan tus músculos?

Las estocadas (lunges) y sentadillas (squats) te ofrecen numerosos beneficios, pero no te ayudarán a reducir el peso de áreas específicas en tu cuerpo; de hecho, si realizas muchos de estos ejercicios puedes incrementar el volumen de tus muslos. Si lo que deseas es reducirlo, deberás llevar a cabo un ejercicio que consuma o "queme" más calorías y que, por lo tanto, te ayude a disminuir tu volumen de grasa.

Estocadas y sentadillas

Las estocadas (lunges) y sentadillas (squats) consisten en ejercicios que hacen trabajar tus glúteos, cuadríceps y pantorrillas. Se parecen mucho, pero las sentadillas se realizan poniendo en acción las dos piernas al mismo tiempo, mientras que las estocadas trabajan una pierna a la vez. Las sentadillas se ejecutan separando tus pies a una distancia igual a la que existen entre tus hombros y tus caderas y después haciendo descender tu cadera en dirección al suelo y flexionando las rodillas. Por otra parte, las estocadas se realizan adquiriendo una posición escalonada, donde uno de tus pies se encuentra adelante del otro para que puedas hacer descender en dirección al suelo la rodilla de tu pierna trasera.

Impacto en el tamaño de los muslos

Si deseas reducir el tamaño de tus muslos tienes que reducir el exceso de grasa localizado en tus piernas o hacer que tus músculos se atrofien, lo que quiere decir hacer que reduzcan su tamaño. Las estocadas (lunges) y sentadillas (squats) hacen trabajar a las fibras musculares de tus glúteos, cuadríceps y pantorrillas, pero no tienen ningún efecto sobre el tejido graso de la zona. De acuerdo con el American Council on Exercise, no es posible reducir la cantidad de grasa situada específicamente en tus muslos. Los ejercicios de entrenamiento de fuerza como las estocadas y las sentadillas impiden que los músculos de tus muslos se atrofien y pueden incrementar el volumen en esta zona. Por estas razones no son ejercicios efectivos para reducir tus muslos.

Beneficios de las estocadas y las sentadillas

Aunque estos ejercicios no reducirán el volumen de tus muslos resultan muy efectivos para desarrollar la fuerza y el tamaño de los músculos de la parte inferior de tu cuerpo. Un aumento en los glúteos, pantorrillas y cuadríceps te permitirá subir colinas o escaleras y ponerte en cuclillas con mayor facilidad. Al construir tejido muscular sin grasa aumentarás tu metabolismo y quemarás más calorías a lo largo del día.

Disminuir el tamaño de los muslos

Para reducir el tamaño de tus muslos en una forma efectiva esfuérzate en reducir el porcentaje general de grasa de tu cuerpo. Para hacerlo debes quemar más calorías de las que consumes. Incrementa el número de calorías que quemas incorporando a tu régimen, en forma rutinaria, actividades cardiovasculares como trotar o nadar. Limita tu ingesta de alimentos altamente calóricos para reducir la cantidad de calorías que consumes. Mejor elige dedicar la mayor parte de tu dieta a frutas, vegetales, proteínas magras y granos enteros. Estas medidas no reducirán específicamente tus muslos pero, conforme pierdas grasa en forma general, verás resultados favorables tanto en tus piernas como en el resto de tu cuerpo.

Más galerías de fotos



Escrito por kim nunley | Traducido por karly silva