Estiramientos para muslos doloridos

La tensión en los muslos causa dolor, y podrías experimentar dolor de espalda porque la tensión de estos músculos tira de la pelvis. Los isquiotibiales de la parte posterior del muslo son un problema potencial de dolor de espalda, rigidez y disminución de la amplitud de movimiento. Un estiramiento suave libera la tensión y ayuda a sanar lesiones musculares en la parte anterior, posterior, exterior e interior de los muslos.

Estiramiento de los isquiotibiales

Los músculos posteriores del muslo se conectan desde la parte posterior de la pelvis hasta la parte posterior de la rodilla. Cuando los tendones de la corva están tensos se acortan jalando la rodilla y la pelvis. Para estirar los músculos isquiotibiales, debes enderezar tu rodilla y flexionar la cadera, justamente el movimiento opuesto al de los isquiotibiales, que doblan la rodilla y extienden la cadera hacia atrás. Otro estiramiento de los isquiotibiales es el estiramiento en un taburete. Coloca un talón sobre un taburete manteniendo rectas ambas piernas. A continuación inclina hacia adelante las caderas hasta que sientas un estiramiento en el bíceps femoral de la pierna que está sobre el taburete. Mantén la posición durante 30 segundos y cambia de lado.

Estiramiento de los cuádriceps


Utiliza un barandal, una silla o la pared para mantener el equilibrio, si se te dificulta permanecer sobre una pierna.

Los cuádriceps rígidos en la parte anterior del muslo no sólo causan dolor en los muslos, sino que también pueden contribuir a estirar la espalda, esto es, aplanar la zona lumbar en lugar de mantener una curva neutral. Esta alineación incorrecta podría causar dolor y problemas en la columna vertebral y la pelvis. Para estirar los cuádriceps, tienes que doblar la rodilla, ya que normalmente extienden la rodilla al contraerse. Para estirar tu cuádriceps derecho, de pie con la pierna izquierda estirada, dobla tu rodilla derecha hacia atrás. Agarra los dedos de tu pie o el tobillo y jálalos hacia las nalgas. Mantén la posición durante 30 segundos y cambia de pierna.

Estiramiento de la parte interna del muslo

Los músculos internos del muslo de llaman aductores de la cadera porque llevan a las piernas y las caderas hacia la línea central de tu cuerpo. Abre las caderas y luego estira la parte interna de los muslos. Puedes hacer otro estiramiento para los aductores en cuclillas y sentado. Para empezar, parado con los pies separados dobla las rodillas para bajar tus caderas casi hasta el suelo en una sentadilla profunda. Coloca los brazos entre tus muslos con las manos entrelazadas y empuja hacia afuera. Mantén la posición durante 30 segundos.

Estiramiento externo del muslo

Los muslos exteriores son los abductores de la cadera que realizan el movimiento opuesto al de los aductores. Cruzar las piernas lleva la cadera hacia el centro del cuerpo; este movimiento forma parte de estiramiento de los abductores. Para realizar un estiramiento del muslo exterior sentado, debes sentarte en el suelo con la pierna derecha recta y la pierna izquierda cruzada sobre el muslo derecho con el pie en el suelo. A continuación gira la parte superior del cuerpo hacia la izquierda y presiona el brazo derecho contra la parte exterior de la rodilla izquierda para lograr un estiramiento más profundo. Mantén la posición durante 30 segundos y repite con el otro costado.

Más galerías de fotos



Escrito por sarka-jonae miller | Traducido por sergio mendoza