Estiramientos para jugadores de béisbol

El estiramiento antes de cualquier ejercicio deportivo ayuda a prevenir el dolor y las lesiones, pero cada deporte utiliza diferentes grupos musculares. En el béisbol, por ejemplo, necesitas brazos ágiles y músculos del hombro para manejar los lanzamientos rápidos y fuertes, involucrados en cualquiera lanzamiento o para enviar la bola a la base a tiempo. También debes prepararte para correr y batear, manteniendo los músculos de todo el cuerpo calientes y listos para trabajar. Haz el estiramiento antes y después del partido de diferentes maneras para obtener los mejores resultados.

Nivel de dificultad:
Fácil

Instrucciones

  1. Calienta tu cuerpo de 5 a 10 minutos con caminatas de paso ligero o trote. Camina o trota en el lugar con las rodillas arriba si tu estás precalentando puertas adentro o en un espacio limitado.

  2. Realiza estiramientos dinámicos para que tus hombros estén listos para jugar. Por ejemplo, mantén los brazos rectos a los lados y haz círculos, empezando de a poco y aumentando gradualmente el tamaño del círculo hasta que estés haciendo molinos de viento, en la que los brazos están casi en vertical. Continua durante 60 segundos y luego cambia de dirección. Mantén las manos a los lados y haz círculos de hombro, moviendo apenas los hombros hacia adelante, hacia arriba y hacia atrás, durante 60 segundos antes de invertir el movimiento.

  3. Afloja tu cuerpo con estiramientos del torso para ayudar a tu cuerpo a girar para soportar tus lanzamientos. Por ejemplo, cruza los brazos sobre el pecho y separa los pies ligeramente más a lo ancho que el ancho de los hombros. Gira tu cuerpo desde la cintura hasta que un lado sea posible y repite en el otro lado. Continua durante 30 a 60 segundos. Acuéstate boca arriba con los brazos extendidos, los pies en el suelo y las rodillas dobladas. Gira desde la cintura para bajar tus rodillas al suelo, a un lado, vuelve a la posición inicial y bájalas al suelo del otro lado. Repite durante unos 60 segundos.

  4. Párate junto a una pared con una mano en la misma para hacer estiramientos de piernas. Balancea una pierna hacia adelante y hacia atrás durante 60 segundos. Comienza con pequeños balanceos y aumenta las oscilaciones hasta que te sientas cómodo. Date la vuelta, coloca la otra mano en la pared, y repite el ejercicio con la otra pierna.

  5. Realiza estiramientos estáticos después del partido colocándote en una posición de estiramiento y manteniéndola sin moverte de 20 a 30 segundos. Repite cada estiramiento por lo menos tres veces. Estira los hombros mediante la vinculación de las manos detrás de la espalda y elevándolos hasta la altura que te sienta cómodo, y estirando la parte posterior jalando de un brazo a través de tu cuerpo a la altura del hombro y empujando hacia adentro cerca de tu codo con el otro brazo. Ayuda a que tus piernas se enfríen tirando un pie detrás de ti hacia las nalgas y manteniendo, estirando el cuádriceps. Cambia los pies y sostén. Inclínate hacia delante de la cintura y alcanza el suelo para estirar los músculos isquiotibiales.

Más galerías de fotos



Escrito por rob harris | Traducido por franco castro