Esterilizar chupetes en el microondas

Más allá de la conveniencia, podría ser más fácil esterilizar el chupete de tu bebé en el microondas en vez de hervirlo en agua sobre la estufa. Puedes esterilizar un chupete de silicona en el microondas, pero es necesario un esterilizador especial para microondas. Los chupetes de látex no pueden esterilizarse en el microondas y requieren de otros métodos de limpieza.

Esterilizador para microondas

Los chupetes de silicona deben hervirse en agua sobre la estufa, sin usar microondas, antes de su primer uso. Algunos chupetes de silicona vienen con un esterilizador de plástico diseñado para usar en el microondas luego del hervido inicial, usándolo regularmente para limpiarlo y esterilizarlo. Debes llenar el esterilizador de chupetes con agua hasta la línea marcada, insertar el chupete con la tetina hacia abajo, ajustar la tapa en su sitio y poner el microondas en máximo durante el tiempo recomendado por el fabricante. Los chupetes de látex deben hervirse antes del primer uso, pero no puedes usar el lavavajillas o un esterilizador de vapor para las limpiezas periódicas. Lava los chupetes de látex con agua caliente y jabón.

Hervir

Si estás apurada y no puedes esperar a que hierva sobre la estufa, hiérvela en el microondas primero. No pongas el chupete de tu bebé en el agua hasta que lo saques del microondas. Aunque es lo mismo que hervir agua sobre la estufa, es difícil mantenerla a temperatura de ebullición una vez que la saques del microondas. Necesitarás poner el agua hervida en el microondas en una olla sobre la estufa para que continúe hirviendo. Hierve el chupete durante tres a cinco minutos y déjalo enfriar y secar antes de usar, según recomienda el Dr. Marcus DeGraw del sitio web HealthTap.

Chupete resistente al lavavajillas

Puedes poner la mayoría de los chupetes de silicona en el lavavajillas, siempre que estén etiquetados como "resistentes al lavavajillas". No importa que marca o tipo de detergente uses siempre que enjuagues cualquier residuo antes de dárselo al bebé. Un mínimo residuo no es dañino, pero a tu bebé no le gustará el sabor. No tienes que pasar el chupete por el ciclo caliente si quieres ahorrar energía y no planeas usar el calor para tus platos de todos modos. No pasa nada si lavas el chupete de tu bebé con el resto de los platos. Los chupetes son pequeños y pueden deslizarse por las rejillas del lavavajillas, de modo que considera comprar una cesta para chupetes en tu tienda para bebés. La cesta para cubiertos también sirve.

Consejos de esterilización

Según la revista "Parenting", a menos que uses agua de pozo, no tienes que esterilizar los biberones y chupetes, aunque sí tienes que lavarlos. Lava los biberones y chupetes ya sea en el lavavajillas (el la rejilla superior) o a mano con agua caliente y jabón antes de cada uso.

Más galerías de fotos



Escrito por kristine tucker | Traducido por frances criquet