Cómo escalar a mano abierta

Imagina que tomas una pelota suave entre tus manos. Extiendes los dedos, doblándolos ligeramente para acomodarlos a la forma de la pelota. Esto maximiza la superficie de contacto con la bola y la mantiene firmemente en tus manos. Ciertas maniobras para escalar, para pendientes, requieren agarres similares. Distribuir de forma uniforme la presión de la palma de tus manos y tus dedos sobre la superficie de la pendiente usualmente brinda los mejores resultados. Aunque menos intuitivo, puedes usar un agarre a mano abierta (open-handed climbing) similar en presas de escalada pequeñas. El trepar a mano limpia puede mejorar el impulso, evitar la fatiga prematura y disminuir las posibilidades de sufrir lesiones en los dedos.

Nivel de dificultad:
Difícil

Necesitarás

  • Presas de escalada
  • Zapatos para escalar

Instrucciones

  1. Elige un ruta familiar o pared de piedra que esté abajo de tu nivel de habilidad, preferiblemente en un gimnasio para escalar en interiores, que tenga bordes planos pequeños y crestas.

  2. Trepa la ruta más lento de lo usual, prestando atención a cómo tomas cada presa. Intenta mantener los dedos lo más derechos que puedas, incluso en presas pequeñas. Resiste la urgencia de cerrar la mano sobre las presas tanto como puedas.

  3. Toma nota de en qué momentos necesitas cerrar la mano y en que momentos no te resulta necesario. Practica con los cambios en el impulso y la movilidad que experimentas con cada posición de la mano, descubriendo las mejoras en tu rango de movimiento al usar ciertas posiciones de mano abierta.

  4. Repite este ejercicio regularmente en diferentes rutas hasta que escalar a mano abierta te resulte una habilidad inconsciente y automática. La repetición es una de las claves para dominar cualquier habilidad atlética nueva, como indica Mike Edger en "Three Keys to Success in Sports" (Tres claves para el éxito en los deportes).

Consejos y advertencias

  • Como regla general, mientras menos cierres la mano, menos probabilidades tienes de lesionarte los dedos.
  • El cerrar la mano provoca la mayoría de las lesiones en los dedos, como nota Eric J. Horst en "Finger Tendon Pulley Injury" (Lesión del tendón de los dedos).
  • Si siempre o casi siempre cierras la mano o curvas los dedos en presas pequeñas, al comenzar a escalar a mano abierta probablemente sientas que tu agarre es mucho más débil.
  • Escalar a mano abierta la mayoría de las presas, permite que tu fuerza para cerrar los dedos se conserve para los momentos en los que es necesario utilizar un agarre firme para poder avanzar.
  • Escalar rocas puede derivar en lesiones serias o incluso la muerte. No trepes o intentes practicar las habilidades aquí descritas sin obtener primero instrucciones de seguridad de un profesional.
  • Ten cuidado al entrenar para mejorar la fuerza de tus dedos. Esto incluye aprender un nuevo agarre y técnicas como agarre a mano abierta. No trepes o continúes haciéndolo si sientes que tus dedos te duelen, pican o está entumidos.

Más galerías de fotos



Escrito por alli rainey | Traducido por eduardo moguel