Cómo entrenar a un niño de 4 años para que vaya al baño

Si tu hijo de cuatro años aún no se ha entrenado para ir al baño, es posible que te hayas enfrentado a la resistencia en los primeros intentos de enseñarle a usar el baño de manera independiente. Puedes sentir más presión una vez que tu hijo llegue a los cuatro años, ya que las escuelas requieren que los niños sean entrenados en el orinal. De acuerdo con el sitio web Keep Kids Healthy, las razones por las que un niño se resiste al entrenamiento son el miedo de ir al baño, el castigo pasado por no usar el orinal, una lucha de poder entre él y sus padres, y un problema médico, como el estreñimiento.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Orinal desmontable
  • Tabla de premios
  • Pegatinas

Instrucciones

  1. Utiliza un inodoro para adultos. A los cuatro años de edad, tu hijo puede ser demasiado grande para una bacinica. Si te sientes más cómodo, puedes poner un orinal desmontable sobre el asiento del inodoro. Si utilizas un orinal, Babycenter dice que no debes usar uno que tenga un guardia de orina, ya que puede raspar el pene de tu hijo.

  2. Proporciona un incentivo para usar el baño. Un niño de cuatro años que se resiste puede responder bien a la idea de obtener una recompensa cada vez que utiliza con éxito el orinal. Haz una tabla de premios, y dale una estrella dorada cada vez que vaya al baño. Después de recoger un número determinado de estrellas, dale un premio de su elección, como un juguete nuevo o un día en la sala de juegos.

  3. Hazlo responsable de cambiarse él mismo. Haz que el niño que se resiste haga el trabajo cada vez que se ensucie. Esto incluye conseguir el pañal, limpiarse y ponerse un nuevo pañal.

  4. Dile que se siente en el orinal durante intervalos fijos en el día. Cada dos horas, siéntalo en el orinal durante cinco a 10 minutos.

  5. Permite que orine sentado. Tu hijo puede distraerse por el rocío o se puede sentir frustrado por su incapacidad para hacerlo en el inodoro. Permítele que domine el orinar sentado antes de enseñarle a hacerlo de pie.

Más galerías de fotos



Escrito por heather topham wood | Traducido por katherine bastidas