Cómo entrenar para nadar sin una piscina

La natación es un deporte que requiere de mucha resistencia y utilizar los músculos de todo tu cuerpo. Pasar mucho tiempo en la piscina como sea posible trabajando en diversos movimientos es la clave para acortar los tiempos. Para los momentos en que no puedes ir a la piscina, o simplemente quiere mezclar tu rutina, puedes trabajar en tus músculos para nadar y la resistencia fuera de la piscina. Diversos movimientos y la gimnasia de entrenamiento con pesas fortalecerán y acondicionarán tu cuerpo para nadar, por lo que no tendrás que perder el ritmo cuando la piscina no esté disponible.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Pesas
  • Barra

Instrucciones

  1. Sostén la barra o las pesas con un agarre en pronación y dóblate a la altura de la cintura con tus pies separados al ancho de los hombros. Dobla tus rodillas un poco y mantén tu espalda recta. Lleva el peso al medio de tu pecho, apretando los músculos de la espalda. Levanta la pesa y repite.

  2. Agarra una barra de pull-up con un agarre en pronación y las manos un poco más distantes que el ancho de tus hombros. Lleva tu peso corporal a la barra, deteniéndote cuando la barra esté al mismo nivel que la parte superior de tu pecho. Baja lentamente y repite. Haz el ejercicio con un agarre solapado también.

  3. Acuéstate boca arriba con los brazos a los lados y las manos detrás de la cabeza. Estira las piernas delante de ti y rápidamente aletea pateando con los pies hacia arriba y hacia abajo. Mantén los pies separados del suelo durante todo el ejercicio.

  4. Párate en una postura del ancho de los hombros con una mancuerna ligera en cada mano. Levanta las pesas en frente de ti con las palmas hacia abajo, y poco a poco simula un movimiento de brazada.

  5. Colócate en una posición de plancha estándar con las manos aproximadamente el doble de la anchura de los hombros. Baja el cuerpo hasta que los brazos estén a 90 grados, levanta la espalda hacia arriba y repite.

  6. Párate en una pierna con la otra ligeramente flexionada y al frente de tu cuerpo. Ponte en cuclillas lo más que puedas, o hasta que el muslo quede paralelo al suelo. Empuja hacia atrás hasta el inicio y repite. Mantén los brazos y las piernas para mantener el equilibrio necesario.

Consejos y advertencias

  • Usa pesas ligeras en todos los ejercicios durante la resistencia, y haz por lo menos 15 repeticiones en todos los ejercicios para ayudar a construir la resistencia.

Más galerías de fotos



Escrito por joshua mccarron | Traducido por elizabeth funes