Cómo entrenar a tu hijo a ir al baño en dos semanas

Para algunos niños, dos semanas es suficiente tiempo para aprender a usar el inodoro y dejar de confiar en los pañales. Sin embargo, el plazo para el entrenamiento depende de varios factores, incluyendo la disposición de tu hijo a ir al baño, así como tu propia dedicación al proceso.

Preparación

Enseñar a tu hijo a ir al baño dentro de un corto tiempo sería imposible si no comienzas el entrenamiento en el momento oportuno. Comenzar antes de que tu hijo esté listo en realidad puede prolongar el proceso. Según KidsHealth.org, muchos niños muestran signos de alerta entre los 18 y 24 meses de edad, pero es normal que un niño a muestre signos más tarde. Si tu hijo presenta un interés en utilizar el inodoro y sigue instrucciones básicas, puede decirte cuando tiene que utilizarlo y es capaz de vestirse, estará listo para iniciar el proceso de entrenamiento. Evita comenzar mientras está pasando por un gran cambio en su vida, como la bienvenida a un nuevo hermano o un cuidador nuevo. Si empiezas con el entrenamiento para ir al baño y no haces ningún progreso después de un par de semanas, finaliza el entrenamiento e inténtalo más tarde.

Consejos de entrenamiento

Para completar el proceso de entrenamiento para ir al baño tan rápidamente como sea posible, es importante contar con todo el equipamiento necesario. Deberías tener un orinal o un asiento de inodoro que encaje en el baño regular. Si estás usando un asiento especial, también necesitarás un banquito, para que tu pequeño pueda subir a él. En lugar de pañales, intenta usar pantalones de entrenamiento o ropa interior regular para que tu hijo pueda experimentar el malestar de ensuciarse. Llévalo al baño o inodoro regularmente y anímalo a sentarse hasta que tenga éxito. Tal vez quieras ofrecer incentivos, como pequeños trozos de caramelo o pegatinas, para animarle cuando vaya. Finalmente, ofrécele que pueda observar a su padre del mismo sexo a usar el inodoro como un ejemplo.

Tiempo

Mientras que tu hijo podría acostumbrarme a usar el orinal después de un par de semanas o incluso un par de días, HealthyChildren.org señala que lograr que tu hijo use el baño en forma regular toma unas 6 semanas. Los niños puede ser que necesiten más tiempo en comparación con las niñas y podría tomar hasta varios meses antes de que tu hijo sea capaz de mantenerse seco durante toda la noche. La paciencia es una parte importante del proceso de entrenamiento. Trata de recordar que aprender a usar el inodoro es una habilidad compleja que requiere que tu hijo aprenda las sensaciones de señal cuando es hora de ir al baño, así como controlarse si no puede conseguir el orinal o inodoro inmediatamente.

Recomendaciones

Mientras que los accidentes son una parte normal del entrenamiento, deberías hablar con el médico de tu hijo si él se niega a aprender o retrocede sobre las habilidades que ha aprendido, especialmente si tiene 4 años de edad o más. La dificultad para usar el baño podría indicar un problema de salud como un problema de vejiga.

Más galerías de fotos



Escrito por rose welton | Traducido por paulina illanes amenábar