Entrenamiento para producir ácido láctico

Escrito por Solomon Branch | Traducido por Xochitl Gutierrez Cervantes
La formación de ácido láctico aumenta su cantidad en el cuerpo y te ayuda al crecimiento muscular y con la pérdida de peso.
Comstock/Comstock/Getty Images

La formación de ácido láctico es utilizado por los culturistas y otros atletas que quieren perder peso rápidamente, pero también ganar masa muscular así como resistencia. Una variedad de ejercicios pueden ser incluidos como parte de la formación de ácido láctico, pero todos ellos implican llevar tu cuerpo a sus límites usando la resistencia como entrenamiento. Consulta a tu médico antes de comenzar cualquier rutina de ejercicios para perder peso.

Ácido láctico

El ácido láctico, a veces referido como lactato, es un subproducto que se produce en los músculos cuando no hay oxígeno para alimentar los procesos metabólicos, como suele ser el caso del levantamiento de pesas. Los músculos usan la glucosa en lugar de oxígeno para alimentar las contracciones cuando se levantan pesas, por lo que la glucosa se descompone en ácido láctico a medida que transcurre el tiempo. Cuando los músculos llegan a su límite, la cantidad de ácido láctico producido aumenta hasta el punto que causa una sensación de ardor en los músculos. Esta sensación de ardor es una señal de que tu cuerpo necesita ir más despacio y descansar para evitar daños en los músculos.

Teoría del entrenamiento para producir ácido láctico

Además de causar una sensación de ardor, el ácido láctico también provoca un aumento tanto en la hormona de crecimiento como en la secreción de testosterona en el cuerpo. La hormona de crecimiento estimula la función muscular, mientras que la testosterona ayuda a descomponer la grasa. La formación de ácido láctico fuerza a tu cuerpo a producir grandes cantidades de ácido láctico, lo que aumenta el crecimiento muscular y la pérdida de grasa. Según el entrenador certificado Charles Poliquin, la cantidad de hormona de crecimiento liberada en la formación de ácido láctico puede ser de hasta nueve veces de lo que se produce en circunstancias normales.

Ejercicios

En tu nivel más básico, la formación de ácido láctico es bastante simple, según el entrenador certificado Nick Nilson, autor de "Metabolic Surge Rapid Fat Loss and Muscle Building" (Resurgimiento metabólico, rápida pérdida de grasa y construcción muscular). Elija cualquier ejercicio de resistencia que puedas realizar de 20 a 50 repeticiones. Por ejemplo, para construir músculos del pecho, puedes optar por realizar ejercicios de press en banca. Repite los ejercicios tantas veces como sea posible, deteniéndote sólo cuando no puedas continuar. Detente y descansa durante 20 segundos, luego repite el ejercicio tantas veces como puedas. Lo más probable es que sólo seas capaz de hacer de ocho a 10 repeticiones durante el segundo set, señala Nilson, debido a que el ácido láctico no se ha disipado por completo. Después de completar el segundo set, descansa nuevamente durante 20 segundos. Repite esta secuencia un máximo de seis a 12 series por ejercicio.

Recomendaciones

En teoría, la formación de ácido láctico es sencilla, pero una variedad de factores pueden influir su eficacia, esto incluye tu nivel de condición física y tu dieta. Para sacar el máximo provecho a tu entrenamiento, y reducir la probabilidad de lesiones, trabaja con un entrenador certificado. Él podrá detectar si utilizas pesas, así como también te dará instrucciones más detalladas sobre esta formación. Consulta a tu médico antes de comenzar el entrenamiento, sobre todo si estás tomando medicamentos o tienes algún trastorno médico.