Entrenamiento de intervalos y máquina de remos

Existen diferentes formas en las que puedes enfocarte en mejorar tu estado físico. Cuando se trata de desarrollar tu estado físico cardiovascular, existen dos enfoques principales. El primero es el entrenamiento constante de largas distancias, en el que haces un ejercicio de intensidad moderada por un largo periodo de tiempo. El otro es el entrenamiento de intervalos, en el que alternas periodos de descanso con un ejercicio de alta intensidad.

Teoría

El entrenamiento de intervalos se apoya en el hecho de que ejercitarse intensamente ofrece muchos más beneficios que ejercitarse a un ritmo moderado, en cuanto a las calorías quemadas y a mejorar el estado físico cardiovascular. Sin embargo, no es posible ejercitarse por mucho tiempo a la intensidad máxima, mientras que una intensidad moderada te permite ejercitarte por mucho más tiempo, lo que lleva a mayores beneficios. Para obtener los beneficios del entrenamiento intenso, necesitas añadir intervalos a tu entrenamiento.

Máquinas de remos

Aunque el entrenamiento de intervalos puede ajustarse a casi cualquier forma de ejercicio, una máquina de remos ofrece una excelente rutina de ejercicio para todo el cuerpo que puedes hacer en muy poco tiempo, lo que la hace una elección eficiente y efectiva. Las máquinas de remos requieren que empujes con tus piernas, jales con tus brazos y mantengas tu abdomen tenso mientras te enderezas con cada jalón. Desarrolla tu resistencia muscular, así como tu resistencia cardiovascular.

Entrenamiento de intervalos

Para obtener lo mejor del entrenamiento de intervalos, necesitarás alternar remar a la intensidad máxima con periodos de descanso. Un ejemplo de este tipo de entrenamiento es el protocolo Tabata desarrollado por el Dr. Izumi Tabata, el que mostró beneficios significativos incluso en los atletas entrenados que se ejercitaban a la máxima intensidad por periodos de 20 segundos seguidos por 10 segundos de descanso. Ocho series de ejercicio y periodos de descanso produjeron resultados mucho más allá de lo que consideras posible en tan poco tiempo.

Beneficios

Según Medicine and Science in Sports and Exercise, el periódico oficial de la American College of Sports Medicine, una persona de 205 libras quemará 326 calorías en una hora ejercitándose de forma ligera en una máquina de remos, mientras que remar vigorosamente quemará 1117 calorías. Aunque puede que no puedas remar por la misma cantidad de tiempo, quemarás la misma cantidad en mucho menos tiempo. Además, el entrenador de acondicionamiento John Berardi se refiere a un factor conocido como "after-burn", en el que tu cuerpo quema más calorías al mantener a tu metabolismo acelerado después del ejercicio y quema incluso más calorías para reparar y recuperar a los músculos usados en tu rutina.

Más galerías de fotos



Escrito por dom tsui | Traducido por ana maría guevara